Público
Público

El PP presenta tres enmiendas contra las lenguas cooficiales en el Senado

"El Senado es una Cámara nacional, formada por españoles, que representan al pueblo español, sostienen los conservadores

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Grupo Popular del Senado registró tres enmiendas a la proposición de reforma del Reglamento del Senado, defendida por senadores de todos los grupos parlamentarios salvo de los dos mayoritarios, con el objetivo de impedir la generalización de las lenguas autonómicas en la Cámara.

Las enmiendas presentadas por los conservadores tienen el objetivo de vaciar de contenido la propuesta de ampliar el uso de las lenguas cooficiales en el Senado, ya que no pueden presentar un veto a la tramitación de la iniciativa porque no se trata de una ley ordinaria.

Hoy se termina el plazo para registrar enmiendas a esta propuesta de reforma del Reglamento después de que se prolongase hasta en dos ocasiones a petición del PSOE, que tiene la intención de presentar dos propuestas para retrasar la medida hasta 2011 y limitarla al debate de las mociones y no en las sesiones de control al Gobierno.

El PP rechazó desde el primer momento esta propuesta presentada por un total de 34 senadores, dirección en la que están orientadas sus enmiendas. A su juicio, la Constitución deja claro que el uso de las lenguas cooficiales debe limitarse al ámbito de su comunidad autónoma y sus instituciones.

El PP rechazó desde el primer momento esta propuesta presentada por un total de 34 senadores

'El Senado es una Cámara nacional, formada por españoles, que representan al pueblo español que tienen deber de conocer la lengua oficial común que es el castellano, por lo tanto, el castellano debe ser la lengua que se utilice en las actividades del Senado', argumentan los 'populares'.

Según defiende el PP, la Cámara Alta representa a todo el pueblo español, por lo que su actuación debe realizarse 'en términos que facilite la comprensión por todos los españoles'. 'Y por tanto, ha de desarrollarse en castellano', insiste antes de advertir de que, en caso contrario, se estaría 'hurtando a parte del pueblo español de la posibilidad de conocer, entender y comprender los términos en que se desarrolla el debate entre sus representantes'.

Los conservadores avisan además de que la iniciativa resulta 'altamente gravosa' para el Senado, además de 'francamente incomprensible en su oportunidad y contenido' y censura que se quiera 'imponer el interés de unos pocos sobre el interés general', ya que, según aseguran, 'no existe demanda alguna' para ampliar el uso de las lenguas.

El único grupo que coincide con el PP en su rechazo a esta propuesta es UPN, que cuenta con una senadora, María Caballero, integrada en el Grupo Mixto. Sin embargo, Caballero ha rechazado la opción de presentar enmiendas porque su oposición al texto es total y optará por votar en contra, dado que no tiene la oportunidad de vetarlo.