Público
Público

El PSOE propone dación en pago para quienes ya han perdido su casa

Presenta una enmienda a la totalidad del proyecto de ley contra desahucios del Gobierno. Plantean suspender durante tres años el proceso de ejecución de la hipoteca y viviendas de alquiler social con activos de los bancos nacionalizado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El PSOE ha registrado en el Congreso una enmienda a la totalidad con texto alternativo al proyecto de ley del Gobierno sobre los desahucios que prevé la dación en pago, paralizar el desalojo tres años y un parque público de viviendas de alquiler social con activos de los bancos nacionalizados.

La portavoz socialista en la Cámara Baja, Soraya Rodríguez, ha registrado esta enmienda al decreto-ley aprobado por el Gobierno el pasado 15 de noviembre (que paraliza dos años los casos que afectan a colectivos sociales vulnerables), una norma que actualmente se tramita como proyecto de ley en el Congreso con la finalidad de incluir iniciativas de los grupos parlamentarios.

Según ha explicado la portavoz en la Cámara Baja, la enmienda va acompañada de un texto alternativo en el que el PSOE ofrece las medidas que consideran necesarias para 'remediar el problema de los desahucios', dado que el decreto del Gobierno, a su parecer, no 'resuelve la situación' por tres razones.

En este sentido, los socialistas critican que el decreto ley antidesahucios establece 'un ámbito subjetivo muy restrictivo'; que 'solo afecta a la paralización del lanzamiento', es decir, 'la paralización del desahucio en su fase final cuando ya la vivienda ha sido adjudicada y por tanto el deudor ha perdido su propiedad'; y que 'solo retrasa en el tiempo, e incluso agrava, como consecuencia de la no paralización del devengo de intereses, el problema que pretende solucionar'.

Por todo ello, el PSOE propone en su texto alternativo, entre otras medidas, suspender 'durante tres años el proceso de ejecución de la hipoteca, y no solo el lanzamiento, para las familias en situación de vulnerabilidad', es decir las que presenten 'un sobreendeudamiento sobrevenido y no doloso, que tengan una renta familiar inferior a tres veces el IPREM y cuya cuota hipotecaria supere el 50% de sus ingresos netos'.

De este modo, recalcan que la suspensión debe aplicarse en 'cualquier punto en el que esté el procedimiento judicial' y suponer 'la paralización de los intereses de demora', para evitar que el deudor pierda la titularidad de su vivienda y pierda su casa, como, a su juicio, ocurrirá con la nueva ley.

'Cumple dos objetivos. El primero, evitar que pierdan la propiedad de las viviendas. Por eso suspendemos el inicio de un proceso de desahucio o la paralización del mismo, en el trámite procesal en el que se encuentre y forzamos de esta forma y abrimos una posibilidad muy importante para que puedan renegociar su deuda hipotecaria con las entidades bancarias', ha explicado Rodríguez en rueda de prensa tras registrar la enmienda.

Asimismo, los socialistas proponen que las familias que ya hayan perdido su vivienda pueda renegociar y reestructurar su deuda, así como que el Código de Buenas Prácticas sea permanente y 'de obligado cumplimiento para todas las entidades financieras', y no sólo para las participadas por el FROB.

En cuanto a la creación de un Parque Público de Viviendas de Alquiler Social, apuntan que los inmuebles deberá de proceder del FROB, del 'banco malo' y de las gestionadas por las administraciones públicas del Estado. 'El ciudadano tendrá la posibilidad de reclamar ante la Administración su derecho a una vivienda en régimen de alquiler', señalan.

Proponen que los jueces puedan denegar la ejecución en caso de que lo consideren oportuno

La propuesta del PSOE incluye asimismo la eliminación de las cláusulas suelo en las hipotecas y habilitar a los jueces para que puedan actuar de oficio contra las cláusulas abusivas en las hipotecas, pudiendo además dictar un auto denegando la ejecución en caso de que así lo consideren.

Los socialistas, ha explicado Rodríguez, proponen también la eliminación de las tasas judiciales para las personas físicas, la rebaja del 50% de los costes notariales y registrales, y limitar al 2% el incremento de los intereses de demora sobre el capital pendiente del préstamo.

Además, sin personación del deudor afectado en el procedimiento judicial no se podrá ejecutar el desahucio y se establece una línea de crédito ICO que facilite el aplazamiento temporal en la obligación del pago del 50% del importe de la cuota hipotecaria.

Rodríguez también ha registrado una solicitud para convocar la Diputación Permanente con el fin de que acuerde las sesiones extraordinarias de la Comisión de Economía y Competitividad necesarias para las comparecencias en enero con relación a este tema, así como la de un pleno extraordinario.