Público
Público

Salud obliga a un hospital de Huelva a aplicar la Ley de Muerte Digna

El adelanto electoral aparca la Muerte Digna. Rubalcaba ha prometido que si los españoles le dan su confianza, será la primera ley que apruebe

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Consejería de Salud de la Junta de Andalucía ha obligado al hospital concertado Blanca Paloma de Huelva a retirar una sonda nasogástrica aplicando la Ley de Muerte de Digna , según han indicado fuentes del departamento.

Esta Ley, vigente en la comunidad autónoma andaluza desde marzo 2010 y pionera en España, vela por los derechos del paciente durante la última etapa de su vida y regula las obligaciones de los médicos que les traten, donde se incluye la decisión de dejar o iniciar un tratamiento en pacientes sin posibilidad de recuperación.

Además, prohíbe que se prolongue de manera 'inútil' la vida de una persona, lo que se conoce como ensañamiento terapéutico. A este último punto ha acudido el hijo de la paciente ingresada por un infarto cerebral, al parecer irreversible, Ramona Estévez.

Estévez ingresó el 26 de julio tras sufrir un infarto en el hospital público Juan Ramón Jiménez de Huelva donde los médicos, tras realizar un TAC, declinaron la opción de sondarla para 'no martirizarla' ya que entendían que 'no sentía nada'. El conflicto vino cuando fue trasladada al hospital concertado Blanca Paloma y los médicos decidieron tratarla vía sonda como medida necesaria para alimentarla.

La Ley prohíbe que se prolongue de manera 'inútil' la vida de una persona

Tras explicarle a la familia que, en caso de no hacerlo podrían ser castigados por el Código Penal, la familia accedió hasta que el hijo de la paciente, José Ramón Páez, solicitó al centro la retirada de la sonda que le pusieron el 4 de agosto. 'La habían convertido en una máquina', explicó el hijo.

Ramón Páez con ayuda de la Asociación Derecho a Morir Dignamente (DMD), interpuso una queja ante la Consejería de Salud y el propio centro; queja a la que la Junta respondió obligando al centro a retirarle la sonda.

El adelanto de las elecciones generales para el próximo 20 de noviembre ha producido que algunos planes del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero se queden en el tintero . Entre ellos, la aprobación de la llamada 'Ley de Muerte Digna' que, aún estando aprobada como Proyecto de Ley por el Ejecutivo, no podrá ser debatida en el Congreso para cerrar su aprobación.

El Candidato socialista a las elecciones, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha prometido este lunes que, en caso de ser elegido Presidente, la primera ley que aprobará será la que regule una muerte digna, pues según ha dicho, no sería justo que se quedase en el tintero.

'Dado que la ley de 'muerte digna' no va a poder tramitarse, anuncio que si los españoles me dan su confianza, será la primera ley que aprobaré en el primer Consejo de Ministros en los términos que se aprobó por el Gobierno hace unos meses', ha desvelado Rubalcaba.