Público
Público

El SAT denuncia la detención de otro sindicalista por las "expropiaciones" en supermercados de 2013

Se trata de Manuel Rodríguez, mano derecha del dirigente del sindicato, Diego Cañamero, a quien la Policía esperaba en la puerta de su domicilio en Pedrera, Sevilla

Publicidad
Media: 1
Votos: 2
Comentarios:

El militante del SAT, Manuel Rodríguez, en una imagen de archivo.

SEVILLA.- El Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) ha denunciado este jueves "una nueva detención" de un miembro del sindicato, en este caso, de Manuel Rodríguez, dirigente nacional del SAT, que se había declarado "insumiso judicial" y que participó en verano de 2013 en el asalto a un hipermercado Carrefour en Dos Hermanas (Sevilla), donde se llevaron una decena de carros con material escolar diverso.

Según ha señalado el SAT en una nota, dos policías de paisano lo esperaban en la puerta de su domicilio, en Pedrera (Sevilla), sobre las 10.00 horas, y "se lo han llevado a Sevilla para ponerlo a disposición del Juzgado número 19". De esta manera, es el tercer dirigente del SAT que es detenido en los últimos días tras Néstor Salvador y Óscar Reina.

Rodríguez, considerado la mano derecha del que exportavoz nacional del SAT Diego Cañamero, fue alcalde de Pedrera, diputado provincial y actualmente desempeña funciones de dirección tanto en el SAT como en la CUT.

Detención de Cañamero en "cuestión de horas"

El SAT ha recordado que Rodríguez, "al igual que el resto de la dirección del SAT", no se presenta a las cita por "insumisión judicial", motivo por el que, según el sindicato, "ha sido detenido y por el que se espera en las próximas horas o días la detención de Cañamero".

Según ha recordado, un juzgado de Sevilla reclama a estos sindicalistas por "una acción simbólica" que se desarrolló el 30 de agosto de 2013 en una gran superficie comercial de Sevilla que consistió en "la expropiación solidaria de material escolar". Dicho material, ha precisado que fue entregado el 8 de septiembre de 2013 a las familias de la conocida como Corrala Utopía.

La acción se desarrolló a "cara descubierta sin que los guardias de seguridad se dieran cuenta hasta que los carros ya salían por la puerta". Según ha detallado, "no hubo ningún forcejeo y los medios fueron convocados previamente y llevados a la superficie comercial para que documentaran la acción".

Cuando llegó la Policía ningún sindicalista estaba ya en el lugar, excepto Diego Cañamero que "se quedó voluntariamente en la puerta de la superficie comercial a esperar a la policía con objeto de explicar los hechos". Por su parte, la superficie comercial no interpuso denuncia.

"Visibilizar la pobreza"

El sindicato ha explicado que el objetivo de la acción fue "visibilizar la situación de pobreza existente en Andalucía", donde el índice de desempleo supera en diez puntos la media estatal y más de la mitad de las personas en paro no reciben ayuda alguna ni cobertura.

"Esto hace que muchas familias no puedan costear la vuelta al cole que suma como media entre cien y 150 euros, porque ni siquiera tienen para comer, lo que vulnera la igualdad de oportunidades recogida en nuestra legislación", ha advertido.