Público
Público

"Sentí la necesidad simbólica de ir al cementerio y decir: 'Padre, se acabó'"

Eulàlia Lluch. Hija de Ernest lluch. Invoca la memoria del exministro asesinado para apelar a la generosidad de las víctimas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un día después de que ETA anunciara el cese definitivo de la lucha armada, la tumba de Ernest Lluch se llenó de flores. El exministro de Sanidad, asesinado el 21 de noviembre del 2000 por la banda terrorista, reposa en el cementerio del pequeño pueblo gerundense de Maià de Montcal, lugar de verano de la familia. Una de las flores que ayer tapaban el nombre del dirigente socialista en la lápida era una rosa que su hija mayor, Eulàlia Lluch, depositó por la mañana. Acompañada por Neula, el perro golden retriever que nació pocos días antes del crimen de su padre, Eulàlia recibió a Público con entereza pese a ser una jornada de recuerdos punzantes, aunque espera que sea una de sus últimas entrevistas para hablar de 'ellos', que es como suele referirse a ETA.

¿Por qué ha llevado una rosa a la tumba de su padre?

Más que para decirle algo, porque no creo que después de la muerte la gente pueda escuchar o saber, ni que vaya al cielo o a alguna parte, he sentido la necesidad simbólica de ir al cementerio y decirle: 'Padre, se acabó'. Básicamente lo he hecho por mí misma. Para poder decir bien alto que ya está, que se acabó y que, además, deberán hacer lo que él ya proponía hace 11 años.

¿Está convencida del fin de ETA?

Es el principio del fin, con prudencia porque podría haber alguna escisión, pero no lo creo porque ellos están muy mermados.

¿Ve diferencias respecto a otros comunicados de ETA?

Sí. Además, tanto al presidente del Gobierno como al jefe de la oposición se los ha visto ir la de la mano, comunicándose mucho, cuando otras veces el PP se había posicionado de forma agresiva con los comunicados de ETA. Rajoy fue mucho más prudente de lo que es habitual en él y supongo que eso quiere decir que alguien le había informado de que esta vez iba en serio. Con la conferencia de paz, creo que esta vez se ha actuado con más discreción que otras veces y la discreción es importante. Durante la tregua anterior al atentado de Barajas hubo demasiado ruido.

¿La falta de concesiones es clave?

Ellos no han pedido concesiones y eso es una diferencia. Pero sí que habría que acercar a los presos, que es algo aprobado en el Congreso desde los años ochenta. Eso no sería una concesión, es un derecho.

Siempre ha habido gente en contra del diálogo.

Si no lo acabamos hablando, ¿cómo vamos a acabarlo? ¿Cómo acabó la Segunda Guerra Mundial? Sentados en una mesa. Los dos bandos. ¿Cómo acaban los conflictos bélicos? Hay que sentarse a hablar, ser pacientes, prudentes y generosos.

¿Las víctimas también deben ser generosas?

Creo que sí. Todos tenemos que serlo. Todos tenemos nuestros puntos de vista, nuestros dolores, pero también el mismo deseo de que esto se acabe.

¿Tal vez las víctimas esperan una petición de perdón?

Del comunicado de ayer [por el jueves] hay una cosa que no me gusta y es que sólo hablan de sus víctimas. Y habría que decirles: 'Perdonen, es que ustedes mataban y ponían bombas'. Aunque entiendo su mentalidad. Acaban de aceptar una derrota. No les ha servido de nada su lucha porque no han conseguido sus objetivos. Lo único que han conseguido es matar a 829 personas. A mí, personalmente, que me pidan perdón me sirve de muy poco si no lo refrendan con actos. Pedir perdón es fácil, lo difícil es demostrar que te has equivocado y quieres rectificar.

¿Con qué tipo de gestos?

Con el tiempo lo irán demostrando. Entregando las armas, cumpliendo con lo que han dicho, intentando no poner palos a las ruedas de las negociaciones que haya que hacer, siendo generosos. Que no olviden que ellos han matado a mucha gente y que han provocado mucho dolor.

¿Qué papel deben tener las víctimas?

En este proceso que se abre ahora no tenemos que intervenir, las víctimas somos siempre subjetivas. Este proceso hay que afrontarlo con la cabeza bien fría y siendo objetivos. Y llevará años. Ellos todavía no han dicho que se disuelven.

¿Usted ha perdonado a ETA?

Yo los perdono porque no puedo vivir toda la vida con resentimiento, con odio, con ganas de venganza, porque eso me va a matar a mí también, aunque entiendo que haya otras víctimas que necesiten que les pidan perdón. Lo que no podemos es confundirnos, como cuando la AVT hacía esas manifestaciones donde se llamaba asesino a Zapatero. No, eso, no. No nos confundamos. Aquí se ha politizado a parte de las víctimas o se han autopolitizado, y no estoy de acuerdo. No tenemos que intervenir. Yo no sé cómo resolver este problema, es la obligación de gobiernos, jueces y gente que sepa hacerlo.

Algunos sectores hablaron de arrodillarse ante ETA después de la Conferencia de Paz y han acogido con frialdad el comunicado.

Nadie se ha arrodillado ante ETA. Pero si ¡hemos ganado! Ha ganado la democracia. Llevan más de 40 años matando ¿y qué han conseguido? Matar. Hemos sufrido durante 40 años una lacra sin concederles lo que ellos querían por las armas.

¿Como se puede ser generosa cuando ha sufrido en primera persona la violencia?

En mi caso pienso en mi padre, que quería que todo esto terminara. Por lo tanto, por su memoria, seré todo lo generosa que sea necesario, porque el objetivo final es que, para mi hija, que ahora tiene 7 años, ETA sea un pasado y no un presente.

¿Su hija sabe del asesinato?

Mi hija tiene claro que su abuelo no murió, sino que fue asesinado por unos señores muy malos que pensaban diferente que él. Ayer, cuando escuchamos la noticia, dijo: '¡A la porra!'. Y le dije que sí, que a la porra. Pero cuando dentro de unos años le pregunte si recuerda a esos señores que mataron a mi padre y que formaban parte de un grupo que se llamaba ETA, le hablaré en pasado. Corríamos el riesgo de que, dentro de siete años, cuando ella tenga 14 y ya pueda entender las cosas, tuviera que explicárselo en presente. Mi hija crecerá sin ETA. Se ha acabado.

¿Cómo cree que actuaría su padre en estos momentos?

Supongo que estaría contento, se alegraría y pediría prudencia, precaución, y que fuéramos poco a poco y con buena letra, que no nos acelerásemos ni nos precipitáramos.

¿Entendería algún tipo de amnistía de presos?

Hay que ir paso a paso. El proceso va a demorarse durante años. No van a salir todos los presos a la calle de golpe y rápido. Amnistía general, sin duda que no. Hay presos que tienen muchos muertos a sus espaldas.

A los asesinos de su padre les quedan por cumplir 20 años de condena.

Si los dejan ir antes de que cumplan esos 20 años más, y eso significa que efectivamente ETA se ha disuelto y no ha matado más, pues bienvenido. A mí el daño ya me lo han infligido. Creo que las penas hay que cumplirlas, pero ¿qué gano yo con que pasen en prisión 30 años? Lo que quiero es vivir en paz, no tener que escuchar que ha habido más atentados.