Público
Público

Stop Desahucios anuncia escraches a Antonio Basagoiti y Leopoldo Barreda

El portavoz adjunto del PP en el Congreso de los Diputados ha asegurado que pedirá "el amparo de la Justicia" si la organización incurre en comportamientos de "coacción e intimidación" contra él y h

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La organización Stop Desahucios de Bizkaia ha anunciado hoy próximos escraches que tendrán como destinatarios al presidente del PP vasco, Antonio Basagoiti, y al diputado de este partido Leopoldo Barreda. La plataforma se suma así, a la campaña de escrache –término argentino que define las protestas ante los domicilios de los políticos–. Aunque, según ha indicado a Efe su portavoz en Bizkaia, Marta Uriarte, no tiene intención de llevar a cabo dichas movilizaciones ante las viviendas de Basagoiti y Barreda, sino en otro lugar aún por decidir.

En el caso de Basagoiti, Uriarte ha explicado que su organización ha decidido movilizarse porque el dirigente del PP vasco no ha rectificado sus declaraciones en las que afirmó que las plataformas antidesahucios protestan ante las viviendas de los diputados del PP 'de manera clavadita a como lo hacían los del mundo de ETA'.

En declaraciones a Efe, Basagoiti dijo días atrás que la situación de acoso que él ha visto en el País Vasco durante los años de terrorismo es 'calcadita a lo que hacen los de la plataforma esta o las personas que se ponen en la puerta de las casas de los dirigentes del PP'.

Uriarte ha informado de que Stop Desahucios también tiene previsto hacer un escrache al diputado del PP Leopoldo Barreda por ser uno de los que tienen que posicionarse ante la ley derivada de la iniciativa legislativa popular presentada en el Congreso en favor de la dación en pago.

El portavoz adjunto del PP en el Congreso de los Diputados, Leopoldo Barreda, ha asegurado que pedirá 'el amparo de la Justicia' si Stop Desahucios incurre en comportamientos de 'coacción e intimidación' contra él y ha advertido de que pueden conllevar 'consecuencias penales'. Además, ha considerado que estos 'hostigamientos' son 'idénticos' a los ejercía Batasuna contra cargos públicos y que este movimiento cuenta también con el 'apoyo' de ese mundo.

En declaraciones a Europa Press, Barreda ha manifestado que 'los comportamientos que está protagonizando la plataforma Stop Desahucios hace tiempo que han traspasado las rayas de la libertad de expresión y, ciertamente, están en la coacción y en la intimidación contra los cargos públicos y sus familias'.

A su juicio, en ocasiones, estos comportamientos pueden incurrir en 'hechos delictivos de los que deberán responder ante los tribunales'. 'Es evidente que, al igual que otros compañeros han puesto denuncias, si en relación con mi persona se produjeran ese tipo de hechos, yo también pediré el amparo de la Justicia', ha subrayado.

En este sentido, ha afirmado que, 'cualquier forma de intimidación o coacción sobre cargo público, está fuera de la democracia'. 'Por tanto, no se trata de si lo hacen en las viviendas, lo hacen en las sedes o dónde, sino que pretenden forzar una posición concreta en el ejercicio de nuestro cargo a base de esa presión, que es un comportamiento antidemocrático', ha indicado.

El representante del PP ha advertido de que 'no va a depender de cuánta presión ejerzan esos señores' para que él 'vote una cosa u otra o adopte una decisión u otra'. 'No van a modificar ni un ápice mi decisión porque yo votaré aquello que crea que es conveniente, importante, aquello que ayude a las personas que están sufriendo el drama de los desahucios, y no aquello que pretenda una minoría política vinculada a la extrema izquierda, con frecuencia extraparlamentaria, que es la que se está queriendo hacerse con el control de ese movimiento', ha indicado.

En este sentido, ha destacado que en el Parlamento se están tomando medidas impulsadas por un Gobierno 'que está haciendo lo que no hizo el Ejecutivo anterior y que está analizando situaciones y ayudando a quien más lo necesita'. 'Hay un gran acuerdo en marcha, que ya ha incorporado, además, las decisiones del Tribunal de Justicia de la Unión Europea y queremos que se haga cuanto antes', ha añadido.

Leopoldo Barreda ha insistido en que 'ninguna de esas decisiones se han tomado ni se van a tomar en función de la presión de quienes, desde una extrema izquierda, a menudo extraparlamentaria, intenta instrumentalizar políticamente ese movimiento o convertirlo en un caldo de cultivo político favorable a sus pretensiones'.

'Evidentemente, todo lo que hemos visto en los últimos tiempos, es manifiestamente antidemocrático. No tiene nada que ver con la libertad de expresión y sí con una voluntad antidemocrática de subvertir las instituciones y condicionar sus decisiones mediante la coacción y la presión personal', ha subrayado.