Público
Público

La vuelta al cole cuesta 796 euros por alumno

Madrid, Catalunya y el País Valencià son las comunidades más caras

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Eugenio, Carlos e Irene son hermanos. Tienen 19, 16 y 13 años. Eugenio ya está en la universidad, Carlos está esperando a sus notas para saber si ha aprobado cuarto de ESO e Irene, mejor estudiante que su hermano, empezará 2º de ESO. Los dos pequeños son alumnos del Instituto Juan de la Cierva (Madrid). A pesar de que entre ellos apenas les separan cursos académicos, nunca han podido pasarse los libros unos a otros. Y este año no será diferente. Ya está aquí la cuesta de septiembre, y los padres de estos tres chicos tiemblan. La lista de la compra es interminable: libros, cuadernos, compás, calculadora, chándal, transporte... y por si fuera poco, hay que sumar las actividades extraescolares y las excursiones.

Estos días, las principales asociaciones de consumidores han hecho públicas sus radiografías sobre el gasto que supone para las familias el comienzo del curso escolar. La Federación de Usuarios-Consumidores Independientes (Fuci) señala que la inversión media que afrontará una familia en un centro educativo público es de 520 euros, mientras que si se opta por uno concertado el precio subirá a 773 euros y a 1.095 euros si se opta por la privada. La media de gasto por alumno se sitúa en 796 euros.

La Unión de Consumidores de España apunta que el retorno a las clases supondrá un coste entre 300 y 1.300 euros por alumno, dependiendo del centro, la comunidad autónoma y las ayudas. Madrid, Catalunya y el País Valencià son las más caras, mientras que Canarias, Galicia y La Rioja, las más baratas.

Las diferencias entre las autonomías se deben a los diferentes formas de financiación de los libros de texto. Comunidades como La Rioja o Castilla-La Mancha tienen libros gratuitos durante toda la enseñanza obligatoria, mientras que en otras como Madrid, los padres reciben una exigua ayuda de 110 euros por niño matriculado en secundariay 90 por niño en primaria.

Jesús María Sánchez, presidente de Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos, considera que para que la educación en España sea realmente 'pública y gratuita', los libros de texto 'deben ser gratis para los alumnos'.

'Además, las actividades extraescolares también deben ser competencia de la Administración ya que las capas sociales más bajas se ven marginadas por no poder asumir estos costes', agrega Sánchez.

Con esta opinión coinciden Eugenio y Pilar, padres de los tres hermanos. 'Mis hijos siempre han acudido a actividades extraescolares', señala Pilar. 'La pequeña va a ajedrez y voleibol mientras que el mediano, acude a baloncesto y ajedrez. Estas actividades nos suponen un gasto adicional de 42 euros al mes. ¿Por qué la religión es gratuita y estas actividades no?', se pregunta Pilar. 'Si todo sigue así los Reyes Magos seguirán regalando material escolar a mis hijos, porque después también querrán viaje de fin de curso y a ver quién lo paga'.