Publicado: 12.08.2015 19:16 |Actualizado: 12.08.2015 19:57

El Estado Islámico asesina al ciudadano croata secuestrado
en Egipto

Tomislav Salopek fue secuestrado el 22 de julio por el grupo Wilayat Sina, que ha justificado su supuesta decapitación con el argumento de que Croacia "participa en la guerra contra el Estado Islámico".

Publicidad
Media: 5
Votos: 2
Comentarios:
Tomislav Salopek

Tomislav Salopek

EL CAIRO.- El grupo yihadista Wilayat Sina, la filial egipcia del Estado Islámico (EI), difundió este miércoles una fotografía en la que supuestamente aparece decapitado el joven croata secuestrado en Egipto el pasado julio.

Wilayat Sina ha justificado el asesinato con el argumento de que Croacia "participa en la guerra contra el Estado Islámico" y que tanto Egipto como Croacia lo habían abandonado.

El Gobierno de Croacia no ha podido confirmar la muerte de Salopek. "No podemos confirmar al cien por cien que sea la verdad, ni sé si podremos hacerlo mañana, pero lo que hemos visto es horroroso", declaró el primer ministro croata, Zoran Milanovic, en una rueda de prensa en Zagreb.

Milanovic aseguró que Croacia y sus socios seguirán buscando información "hasta que haya un último rayo de esperanza" sobre la vida el ciudadano croata. "Temo que le haya pasado por primera vez a un ciudadano croata lo que ha ocurrido lamentablemente a otros en el mundo", dijo el primer ministro.

Los principales medios croatas no han publicado la fotografía del cuerpo decapitado y piden a otros medios y ciudadanos que no la compartan por redes sociales por respeto a la familia de Salopek y por considerar que su distribución es lo que desean los terroristas.

Tomislav Salopek tenía de 31 años, estaba casado y tenía dos hijos pequeños, según destacaron durante su secuestro los medios locales. Trabajaba en una petrolera francesa en Egipto y fue secuestrado cuando salía del Cairo en coche camino de su trabajo.

El grupo terrorista pedía la liberación de "las mujeres musulmanas" de las cárceles egipcias a cambio de la vida del rehén europeo.



Al Azhar, la institución más prestigiosa del islam suní, condenó este miércoles la supuesta decapitación del ciudadano croata Tomislav Salopek y arremetió contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI), cuya filial egipcia -Wilayat Sina- se ha atribuido el asesinato.

"Todos los que dicen ser la espada del islam no hacen más que cometer asesinatos y actos contrarios a la religión. Nadie tiene derecho a matar a un ser humano y menos en nombre de la justicia, para eso están los tribunales", declaró el portavoz de Al Azhar, Abdel Maqsud Basha.