Público
Público

El brasileño José Graziano da Silva, elegido nuevo director de la FAO

El hasta ahora subdirector de la agencia ha obtenido 92 votos frente a los 88 de Moratinos. Da Silva tomará posesión de su cargo en enero de 2012

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El brasileño José Graziano da Silva fue elegido hoy director general de la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) por 92 votos, frente a los 88 votos obtenidos por su adversario, el exministro español de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos.

Da Silva, de 61 años, tomará posesión de su cargo el 1 de enero de 2012, sucediendo al senegalés Jacques Diouf, en el cargo desde 1994. En su campaña ha subrayado la necesidad de conseguir 'un consenso para evitar problemas internos' que han impedido 'avanzar' a la FAO.

El recién elegido ha declarado estar 'emocionado' con su nombramiento, que ha tenido lugar en 'un momento estupendo en el que ha vencido la democracia'. Además, ha agradecido al hombre que le animó a la acción política en la lucha contra la inanición, el ex presidente de Brasil Lula Da Silva, y a los países latinoamericanos que han permitido su nombramiento con su voto.

José Graziano Da Silva ha destacado que ya no es 'un candidato brasileño' sino un director general elegido 'por todos los países' y ha agradecido a los cinco candidatos 'por su competencia'. El brasileño ha destacado que ha hablado con los cinco candidatos, entre ellos el ex ministro de Exteriores español, Miguel Angel Moratinos, para contar con 'su colaboración' en la Dirección General de la FAO.

Después de la primera votación, el grupo de los 77 países no alineados se reunieron 'para mostrar su apoyo' a la candidatura del brasileño. Esta reunión provocó un profundo malestar en la candidatura española porque esa recesión de media hora es 'ilegal' al no poder suspenderse una reunión general 'durante una votación'. 

Moratinos presentó ayer en Roma su candidatura con la presencia y apoyo de la actual ministra española de Asuntos Exteriores, Trinidad Jiménez, y de la titular de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, Rosa Aguilar, donde expuso que su objetivo es 'erradicar el hambre en el mundo'.

Para ello, Moratinos proponía la 'urgente e inmediata' reforma de la FAO recordando que en la actualidad, la organización dedica el 70 % de sus recursos al pago de salarios y el 30 % a proyectos para la alimentación. En este sentido, subrayó que en el caso de ser elegido, una sus primeras propuestas sería acercar el porcentaje del presupuesto dedicado a la alimentación al 50 % 'a través de una mayor asignación de los recursos' centrándose en 'la gestión y en el ahorro'. 

 

La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación fue creada en octubre de 1945 con el objetivo de organizar actividades internacionales encaminadas a erradicar el hambre.

La FAO actúa como foro de reunión de países para negociar acuerdos y debatir políticas. La intención de la organización es ayudar a países en desarrollo y en transición a modernizar y mejorar sus actividades agrícolas, forestales y pesqueras para poder garantizarse una alimentación adecuada. Desde su creación, han prestado especial atención al desarrollo de las zonas rurales donde, según fuentes de la FAO, vive el 70 por ciento de la población mundial pobre y que pasa hambre.