Publicado: 01.05.2015 23:02 |Actualizado: 01.05.2015 23:02

La Fiscalía estudia si abrir una investigación a la Inteligencia alemana

El fiscal debe evaluar si emprende acciones ante la presunta colaboración de los servicios secretos alemanes con la NSA

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:

BERLÍN. - La Fiscalía federal de Alemania sopesa la posibilidad de abrir una investigación en torno a la presunta colaboración del Servicio de Información federal alemán (BND) con la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) estadounidense.

Un portavoz de la Fiscalía confirmó que este organismo evalúa si debe emprender acciones, tras las sucesivas informaciones aparecidas en los medios sobre el apoyo encubierto de los servicios secretos alemanes a los estadounidenses para espiar a distintos gobiernos, instituciones y empresas.

Según informaciones difundidas por el diario Süddeutsche Zeitung y las televisiones NDR y WDR, los servicios secretos de EEUU emplearon un centro de la inteligencia alemana para espiar desde allí al Elíseo (sede de la presidencia francesa), al Ministerio de Exteriores francés y a la Comisión Europea (CE) en Bruselas.



La polémica comenzó el pasado 23 de abril, cuando el semanario Der Spiegel difundió que el BND, los servicios secretos para el exterior, espiaron a políticos y empresas dentro de Alemania y facilitaron esa información a NSA. A partir de entonces se han sucedido las informaciones sobre esa presunta colaboración, con el ministro del Interior, Thomas de Maizière, en el centro de las críticas, acusado por la oposición de haber mentido al Parlamento al asegurar que "no había información alguna" de que la NSA hubiese practicado algún tipo de "espionaje económico" en el país.

Según informaciones difundidas este viernes por Der Spiegel, el BND detectó y borró 12.000 capturas de datos realizadas por la NSA con direcciones de correo electrónico y otros datos presuntamente destinados a espiar a miembros de gobiernos y diplomáticos europeos.

Los datos fueron detectados en el curso de una gran operación de búsqueda realizada en la central de escuchas de Bad Aibling -Baviera-, en medio del escándalo por las actividades del espionaje estadounidense sobre gobiernos aliados y millones de ciudadanos comunes de esos países.