Publicado: 22.10.2014 14:45 |Actualizado: 22.10.2014 14:45

Juncker dice que será firme en la negociación del tratado comercial con EEUU

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente entrante de la Comisión Europea prometió el miércoles una postura firme en la parte más disputada de una propuesta de acuerdo de libre comercio entre la UE y Estados Unidos, colocando al frente a su segundo para asegurar que el acuerdo final limite el poder de las multinacionales. La protección de las inversiones ha surgido como un asunto muy sensible en las conversaciones para crear el mayor acuerdo comercial del mundo, y los parlamentarios de la UE dicen que rechazarán un acuerdo que contenga cláusulas que permitan a las empresas realizar quejas contra un Gobierno que consideren que ha incumplido el tratado comercial.

Las agrupaciones europeas de consumidores y ecologistas dicen que el mecanismo para zanjar disputas permitiría a las multinacionales intimidar a los 28 gobiernos de la UE por sus propios intereses independientemente de las leyes medioambientales, laborales y alimentarias. El ministro de Economía alemán también se opone a la inclusión de premisas especiales para proteger a los inversores.

Jean-Claude Juncker, que liderará la Comisión Europea desde noviembre, dijo que su segundo, Frans Timmermans, tendrá la última palabra por la cláusula de la disputa entre estados e inversores en lugar del comisario de Comercio, quien se percibe más proclive a ello. "No habrá cláusula de disputa de inversor a Estado (en el acuerdo comercial) si Frans no lo acuerda", dijo Juncker el miércoles en el Parlamento Europeo antes de que su nueva Comisión fuese aprobada. "No habrá nada que limite a las partes el acceso a los tribunales nacionales o que permita que tribunales secretos tengan la última palabra en disputas entre inversores y estados", dijo Juncker, cambiando de inglés a francés.

Los negociadores terminaron la séptima ronda de conversaciones en Washington este mes y esperan alcanzar un acuerdo el próximo año. Muchas compañías dicen que traerá grandes beneficios económicos y creará empleos a largo plazo. Pero las negociaciones sobre el asunto de la protección de los inversores han quedado congeladas hasta que la Comisión, que actúa en representación de los países de la Unión Europea, consulte a la UE.

El presidente electo de la Comisión ha anunciado además que acelerará el plan de inversiones publico-privadas por valor de 300.000 millones de euros para presentarlo antes de Navidades, en lugar de febrero como estaba inicialmente previsto, con el fin de reactivar el crecimiento y combatir el paro. Pero no ha dado ningún detalle sobre cómo se financiará o si habrá dinero público nuevo.

En su discurso de investidura previo a la votación, Juncker ha anunciado los últimos cambios en su equipo a raíz de los resultados de las audiencias de los comisarios en la Eurocámara, que se suman a la sustitución de la candidata eslovena, Alenka Bratusek, que suspendió el examen y ha sido sustituida por Violeta Bulc. En primer lugar, otorgará a su vicepresidente primero, el socialista holandés Frans Timmermans, competencias en materia de Desarrollo Sostenible.

Además, retira las competencias de Ciudadanía al comisario húngaro, Tibor Navracsics, que se quedará con Educación, Cultura y Deportes, y se las adjudica al griego, Dimitris Avramopoulos, responsable de Inmigración e Interior. Finalmente, las competencias en materia de productos farmacéuticos quedarán en manos de la cartera de Sanidad y no pasarán a Mercado Interior, como estaba previsto inicialmente. El comisario español, Miguel Arias Cañete, ocupará la cartera de Energía y Cambio Climático.

El pleno de la Eurocámara ha dado este miércoles su aprobación final (por una amplia mayoría de 423 votos a favor, 209 en contra y 67 abstenciones) a la nueva Comisión de Juncker, que tomará el relevo del actual Ejecutivo comunitario de José Manuel Durao Barroso el próximo 1 de noviembre.

El nuevo colegio de comisarios ha sido respaldado por los eurodiputados del PP europeo y por la mayoría de los socialistas y los liberales gracias al acuerdo de estabilidad parlamentaria alcanzado al principio de la legislatura. Sin embargo, los parlamentarios del PSOE se han abstenido, y también la mayoría de los de UPyD, adscritos al grupo liberal. En contra de la Comisión Juncker han votado los eurodiputados de Izquierda Unitaria y de los Verdes (grupos a los que están adscritos la Izquierda Plural, Podemos, Bildu, ERC y Compromís) así como los euroescépticos. El grupo de los Conservadores y Reformistas Europeos, liderado por los tories británicos, se ha abstenido.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha justificado este miércoles la abstención de los socialistas españoles en la votación sobre la nueva Comisión Europea alegando que hay "un déficit de resultados en la gestión" del Gobierno comunitario y que sigue habiendo "muchas dudas" por resolver, entre otras cosas, sobre las inversiones previstas en la Unión Europea y la creación de empleo. "Dijimos desde el principio que no apoyaríamos a Juncker como preside de la Comisión Europea", ha recordado desde los pasillos del Congreso.

En concreto, ha indicado que "no se ha resuelto una de las principales incógnitas" como es "si los 300.000 millones de euros que previsiblemente se pondrán en marcha para inversiones públicas y creación de empleo serán dinero fresco o provendrán de partidas anteriores del presupuesto comunitario". "Hay todavía dudas que tienen que ser resueltas por la Comisión Europea y por eso hemos decidido abstenernos", ha resumido.


http://www.quoners.es/debate/estas-a-favor-o-en-contra-del-tratado-de-libre-comercio-ttip-de-la-union-europea-con-estados-unidos