Publicado: 21.06.2014 10:53 |Actualizado: 21.06.2014 10:53

Putin desoye la amenaza de nuevas sanciones y refuerza las tropas del centro de Rusia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, ordenó poner en alerta a las tropas de la circunscripción militar centro, que abarca parte de la cuenca del Volga, los Urales y Siberia Occidental, para verificar su disposición combativa, informó hoy el ministro de Defensa ruso, Serguéi Shoigu. La puesta en alerta de combate de estas tropas se produce en medio de denuncias de que Moscú estaría concentrando efectivos y armamento en la frontera con Ucrania y de las amenazas de EEUU, Alemania y Francia de imponer más sanciones a Rusia si Putin no rebaja la tensión con el país vecino.

La OTAN alertó esta semana del repliegue de tropas rusas en la frontera con Ucrania

"De acuerdo con la orden (de Putin) a partir de las 11.00 hora de Moscú, las tropas de la circunscripción militar Centro y todas las agrupaciones y unidades militares emplazadas en su territorio son puestas en alerta de combate, total", dijo Shoigu, citado por la agencia Interfax, en una reunión en el Ministerio de Defensa. Agregó que la inspección del estado de la disposición combativa de las tropas durará una semana, hasta el próximo día 28. Según el jefe del Estado Mayor General de la Fuerzas Armadas de Rusia, general Valeri Guerásimov, en la inspección participarán más de 65.000 efectivos, cerca de 5.500 vehículos militares y piezas de artillería, más de 180 aviones y unos 60 helicópteros.

Estados Unidos tiene información de que Rusia ha "restablecido" sus fuerzas militares en la frontera con Ucrania, declaró ayer la portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki, quien agregó que "se trata de la vez que las tropas rusas han estado más cerca de territorio ucraniano desde su invasión de Crimea". Los presidentes de EEUU, Barack Obama, y Francia, François Hollande, y la canciller de Alemania, Angela Merkel, advirtieron ayer a Rusia de que habrá más sanciones si no da "pasos concretos e inmediatos" para rebajar la tensión en el sureste de Ucrania.

Rusia refuerza las tropas del centro, mientras el pasado jueves negó que concentre tropas en las zonas limítrofes con Ucrania, como denuncia la OTAN, y alegando que sólo refuerza las medidas de vigilancia de la frontera. "Estamos sorprendidos por las declaraciones sobre una supuesta concentración de tropas rusas en las fronteras con Ucrania. En este caso se trata de medidas para fortalecer la vigilancia de las fronteras de Rusia, y no de concentración de tropas", declaró entonces el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov. Agregó que estas acciones se llevan a cabo por instrucción del presidente de Rusia, Vladímir Putin, en vista de que han aumentado "de manera significativa" los casos de violación de la frontera, "incluso por vehículos militares".

La OTAN, en cambio, había alertado de que Rusia había desplegado a miles de militares adicionales en la frontera con Ucrania y que mantiene abierta la opción de ordenar una "intervención más amplia" en el conflicto con Kiev. El secretario general de la Alianza Atlántica, Anders Fogh Rasmussen, afirmó en una visita a Londres, en la que se reunió con el primer ministro británico, David Cameron, que la comunidad internacional debe responder con sanciones más duras si se producen nuevas incursiones rusas en Ucrania. "Puedo confirmar que estamos observando un nuevo incremento de las fuerzas militares rusas. Al menos varios miles de efectivos han sido desplegados en la frontera con Ucrania", dijo el responsable de la organización transatlántica en una intervención en Chatham House, el Instituto de Relaciones Internacionales de Londres.

el alto el fuego unilateral declarado por su homólogo ucraniano