Público
Público

El PSOE trata de boicotear la mesa de diálogo de Unidos Podemos sobre Catalunya

"No voy a permitir que se celebre un acto que va en contra de la Constitución", ha afirmado el presidente de la Diputación de Zaragoza en las páginas de 'El Heraldo de Aragón'. La Diputación, que controla el espacio, sostiene que no han pedido permiso formalmente. Podemos afirma que el miércoles obtuvieron el visto bueno para celebrar el acto. 

Publicidad
Media: 4.13
Votos: 24
Comentarios:

El secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique (d) y el ex-Jemad Julio Rodríguez (i) conversan con integrantes de su Grupo Parlamentario en las Cortes de Aragón, en Zaragoza. /EFE

El PSOE trata de boicotear la mesa de diálogo de Unidos Podemos sobre Catalunya. Así lo denuncia la formación morada y lo corrobora una declaración del propio presidente de la Diputación Provincial de Zaragoza(DPZ). "El PSOE trata de frenar la asamblea", aseguran a Público  fuentes de la dirección del partido morado. 

El miércoles, después de estudiar otras opciones, Unidos Podemos anunció que la asamblea tendría lugar en la Ciudad Escolar Ramón Pignatelli, en manos de la Diputación de Zaragoza.

Horas después, El Heraldo de Aragón publicaba unas polémicas declaraciones del presidente de la Diputación, el socialista José Antonio Sánchez Quero, a las su equipo se refiere como "su opinión". "[El espacio] Está a disposición de toda la sociedad, pero no voy a permitir que se celebre un acto que va en contra de la Constitución", dijo el miércoles por la noche el presidente de la Diputación.

Sánchez Quero: "No voy a permitir que se celebre un acto que va en contra de la Constitución"

También anunció que este jueves reuniría de urgencia al consejo de administración del centro, para que decida si autoriza definitivamente la celebración del acto. No obstante, desde la Diputación precisan a este diario que no se convocará a este consejo hasta que haya una petición formal para usar el espacio, que hoy afirman no haber recibido.

Un email de Zaragoza en Común

Y aquí hay un nuevo punto de fricción entre PSOE y Podemos. En un correo electrónico remitido por un asesor del grupo municipal de Zaragoza en Común al que ha tenido acceso este medio, la formación que gobierna en Zaragoza explica las características del acto de Unidos Podemos, algo que contradice la versión del PSOE.

El alcalde de Zaragoza critica las "malas palabras" del presidente de la Diputación. Le acusa de "ir contra el pluralismo político y la libertad de opinión"

"Sirva este correo para confirmar la reserva del Salón de Actos de la "Residencia Escolar Ramón Pignatelli" para este domingo 24 de septiembre de 08:30 a 16 horas a fin de desarrollar un encuentro de parlamentarios nacionales y autonómicos de diferentes fuerzas políticas convocados por el Grupo Parlamentario Confederal de Unidos Podemos", reza el correo electrónico.

Fuentes del partido morado afirman que el email desmonta la versión de los socialistas de que no conocían la naturaleza del acto -muy difundido en medios de conunicación estos días-, e insisten en que "en los últimos días" han mantenido varias conversaciones sobre el evento, sin que nadie planteara problemas.

Tormenta política en Zaragoza

Esta negativa de los representantes del PSOE en el consejo de la Ciudad Escolar Pignatelli de Zaragoza, apoyados por los de PP y C's, a ceder el local para celebrar la asamblea de parlamentarios y cargos electos del próximo domingo está provocando una escalada de tensión en la política aragonesa, donde la izquierda gobierna las principales instituciones en una compleja, y a menudo tormentosa, combinación de equilibrios sin mayorías absolutas.

El consejo, según informó la Diputación Provincial de Zaragoza, entidad propietaria del complejo, considera "que una residencia estudiantil, como es este caso, no es un lugar adecuado para la celebración de un acto de estas características", al que se refieren como "una cumbre prorreferéndum".

Para el grupo En Común de la Diputación, cuyo apoyo resultó clave para que el PSOE relevara al PP en la presidencia de esa institución, la posición de los socialistas supone “cargar contra uno de los principios básicos y derechos fundamentales de cualquier democracia que se precie". Eso, añaden, "obliga indudablemente" a que la formación confluyente "se replantee seriamente el apoyo formulado al actual presidente", Sánchez Quero, el cual, en su opinión, "se ha significado" mostrando "un rostro de autoritarismo impropio de alguien que dice llamarse demócrata".

Para los comunes, la DPZ se suma con la negativa ceder la sala "a una escalada represiva y de recorte de libertades más que preocupante".

Carlos López, portavoz de Zaragoza en Común, se pronunció en una línea similar al señalar que el "PSOE de Aragón dirigido por Javier Lambán está maniobrando en la sombra para impedir que el domingo se celebre en nuestra ciudad la asamblea". "Tiene que decidir si está con los derechos democráticos o con el Partido Popular”, añadió.

Este nuevo foco de tensión emponzoña las relaciones entre la izquierda aragonesa en un momento clave tanto a nivel institucional, por la proximidad de las negociaciones presupuestarias en la comunidad, el Ayuntamiento de la capital y las diputaciones, como orgánico, ya que PSOE y Podemos están desarrollando sendos procesos de elección de líderes.

Iglesias pide "sentido común" a PP y PSOE

A la espera de que se resuelva esta situación, el líder de Podemos, Pablo Iglesias, se ha mostrado alarmado ante la posibilidad de que PP o PSOE intenten impedir la celebración del acto. En los pasillos del Congreso de los Diputados, Iglesias les ha reclamado "sentido común": "Les pido que rectifiquen y entiendan que en democracia el derecho de reunión es sagrado".

Iglesias: "Les pido que rectifiquen y entiendan que en democracia el derecho de reunión es sagrado"

Según el líder morado, lo "fundamental y más grave es que se esté deteniendo a cargos públicos por hacer política", mientras el PP, un partido corrupto y "fundado por ministros de la dictadura" sigue "destrozando la democracia" y "los derechos por los que lucharon nuestros abuelos".

Por su parte, el alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha acusado al presidente de la Diputación Provincial de Zaragoza de “ir contra el pluralismo político y la libertad de opinión". En una nota de prensa remitida este jueves, Santisteve afirma que sus declaraciones “son una muestra más de la degradación del pluralismo político y la libertad de opinión que estamos viviendo estos días en Catalunya y todo el Estado".

Según el comunicado, el edil ha contactado con el presidente de la Diputación para pedirle una rectificación pública de “sus malas palabras”, que “poco tienen que ver con la política y las relaciones institucionales”, más en un momento en el que “Ayuntamiento y Diputación pasan por un buen tiempo de colaboración”.

Por otra parte, desde el Consistorio recuerdan que Santisteve acudirá al evento como invitado, como tantos otros alcaldes. El edil zaragozano se ha ofrecido a alquilar otros locales del Ayuntamiento, pero Unidos Podemos finalmente ha escogido este centro por motivos de aforo.

En el grupo parlamentario confederal aseguraban el miércoles a este diario que esperan una gran asistencia a su asamblea. Están convencidos de que el Gobierno está centrado en el corto plazo, y no contempla que, pasado el 1 de octubre, en Catalunya seguirá existiendo un problema, y éste sólo encontrará solución en un referéndum pactado.

A la asamblea están llamados a participar parlamentarios europeos, estatales y autonómicos, así como acaldes y concejales de todas las formaciones políticas, salvo PP y Ciudadanos, que no han sido invitados. Además de los integrantes del grupo confederal, de momento han confirmado su asistencia PNV, ERC, PDeCAT, Mès y Compromís.

Por su parte, el PSOE no estará presente, y ha pedido que esta iniciativa se trate en el marco de su comisión de estudio sobre el modelo territorial, que no empezará a funcionar antes del 1 de Octubre.