Público
Público

Anguita alerta de la "borrachera de encuestas" y pide "contrapoder ciudadano" para ganar al PP

El 'califa rojo' regresa a una campaña electoral para apoyar a Unidos Podemos junto a Garzón en un mitin multitudinario en su ciudad, Córdoba, junto al cabeza de lista Manolo Monereo. "Si pensáis que sólo votando está todo arreglado os equivocáis", ha enfatizado

Publicidad
Media: 4.07
Votos: 15
Comentarios:

El coordinador general de IU, Alberto Garzón, abraza al excoordinador general, Julio Anguita, durante el acto central de campaña de Unidos Podemos, en Córdoba. EFE/Rafa Alcaide

CÓRDOBA.- El carismático ex dirigente del PCE y de la Izquierda Unida con mejores resultados de su historia, el primer alcalde comunista de una capital de provincia, el ya octogenario califa rojo, Julio Anguita ha vuelto a una campaña electoral para las generales después de años en la reserva. La última vez que participó en un mitin de IU fue en Málaga hace más de un año, durante la campaña de las municipales y autonómicas.

El fracaso de la confluencia para los pasados comicios le enfadó tanto que decidió quedarse en casa, sin apoyar ni a Pablo iglesias ni a Alberto Garzón. Pero este miércoles, con la unidad política puesta en la papeleta de Unidos Podemos, ha decidido reaparecer Córdoba, la ciudad de la que fue alcalde desde 1979 hasta 1986.

Había expectativas en este mitin, en el que ha participado el actual coordinador federal de IU, Alberto Garzón; el cabeza de lista por la provincia y mano derecha de Anguita durante los duros años de la pinza, Manolo Monereo; la segunda en la lista y ex mujer de Anguita, Antonia Parrado; y los líderes de IU y Podemos en Andalucía, Antonio Maíllo y Teresa Rodríguez. todos juntos en una abarrotada Plaza de la Juventud de la ciudad pese a los 40 grados que marcaba el termómetro.

Pero si alguien había ido a ver a su antiguo alcalde emocionar con su discurso se ha llevado una lista de deberes una seria advertencia. No ha sido el Anguita emocionante, sino el sereno. El profesor que llama a la reflexión, el abuelo que le dice al nieto que "tenga cuidado con la borrachera" porque la resaca del día siguiente puede ser mortal. No se refería Anguita al ron, sino a las encuestas y al "ensueño" que generan, sobre todo si colocan a Unidos Podemos como segunda fuerza política que tiene al PP al alcance de la mano. "Cuidado con los ensueños, cuidado con dormiros, porque las encuestas a veces las carga el diablo", ha advertido a los militantes y votantes de la coalición.

Ni una voz más alta que otra, ningún castillo en el aire. Anguita había ido a arrojar sobre la acalorada concurrencia el agua fría del día siguiente a las elecciones, de "cuando se acaben los vivas a Unidos Podemos, de cuando lleguen los días normales con los problemas sin resolver". Hablaba la experiencia y no el corazón en Córdoba. "Lo que tenemos en frente es muy fuerte, muy poderoso y no da la cara", ha recordado. En frente están quienes no se presentan a la elecciones: "Es el banco Santander, el BBVA, las empresas del IBEX 35, Gas Natural, Endesa", ha enumerado.

"El Gobierno es sólo el manijero", ha dicho, y el rumbo del sistema sólo se cambia "desde el Gobierno", sí, "pero no se puede hacer sin el respaldo, el control y la crítica" de quienes les han prestado el voto: "Un contrapoder activo", ha resumido. "Si creéis que sólo votando está todo resuelto os equivocáis", ha advertido. Por eso ha recordado que aunque todos los que llenaban la plaza eran de izquierdas, un Ejecutivo de Unidos Podemos no puede llevar una programa "sólo para la gente de izquierdas". "Tenemos que hacer un programa para el que las pasa canutas y sigue votando al PP. Hay que ganar aliados. Sumar, sumar y sumar", ha insistido.

Las banderas republicanas eran tantas como las de Andalucía y los gritos de "Sí se puede" han arropado al veterano político, que ha dejado también un recado a los movimientos sociales del país: "O os ponéis a hablar de unidad o seremos derrotados". Poco más ha dado de sí Anguita, que ha presentado a Garzón desde el cariño de quien le ha visto crecer políticamente hasta el punto de llevar a una organización sin apenas espacio político tras el nacimiento de Podemos a ser determinante para adelantar al PSOE con una alianza estratégica. "Tenía madera, pensé cuando le eché el ojo", ha dicho. "Ni grita ni insulta, porque tiene ideas claras", ha añadido. Y Garzón las ha vuelto a exponer por enésima vez llamando a la participación activa de los votantes: "Tenéis que convencer a la gente porque esta vez los diputados bailan por miles de votos".

Garzón pone el Brexit como ejemplo del fracaso de la UE

Garzón no ha dicho nada que no hayan escuchado ya quienes acuden sus actos y leen sus libros. Ha levantado todos los aplausos recordando que "algunos somos comunistas y estamos orgullos" y ha afeado de nuevo al líder socialista, Pedro Sánchez, que mendigue los votos de los comunistas que tiene sus dudas para votar a Pablo Iglesias como presidente del Gobierno: "Nadie de izquierdas puede votar un programa del PSOE pactado con Ciudadanos o que incluya políticas de derechas", ha clamado.

También ha querido meter el Brexit en esta campaña para recordar que las malas profecías sobre la Unión Europea que hacía en sus tiempos Anguita pese "a las mofas de los medios" "hoy se están cumpliendo". "El referéndum de Reino Unidos es el mejor ejemplo de cómo la UE está implosionando. Si sale de la UE, será el fracaso de un proyecto político con bases frágiles. Y si se queda, se quedará en singularidad tan excepcional que demostrará que Bruselas es fuerte con los débiles como Grecia pero débil con los fuertes como Reino Unido", ha asegurado.

Un simpatizante de la formación política Unidos Podemos durante el acto central de campaña que celebran en Córdoba. EFE/Rafa Alcaide

Como ha dicho Anguita, Garzón hace pensar. Para las emociones ya estaban Monereo, Rodríguez, Maíllo y Parrado. Más de dos horas de mitin han dado incluso para algún desmayo por el calor, pero Monereo ha despertado al púbico con un alto nivel de decibelios, propuestas y críticas. "Quién iba a pensar hace meses que íbamos a estar en condiciones de ganar al gobierno de la patria. Estamos haciendo historia, porque la historia la hacen los pueblos. Somos un proyecto histórico de cambio en este país", ha gritado entre vítores uno de los grandes referentes de IU que hoy, sin embargo, concurre como independiente en la lista electoral.

"Somos un puente entre tradiciones", ha dicho sobre la confluencia entre la nueva y la vieja política. Un puente en construcción, ha recalcado, pero con pilares sólidos. "Somos la la única izquierda que crece en Europa", ha destacado. Y la razón descansa para él en el 15-M, "una insurrección popular que buscaba referentes políticos. Y hemos tenido la audacia de dárselos", ha insistido elogiando a Pablo Iglesias y a Garzón.

Frente a quienes profetizan el desastre o hablan de un Gobierno maniatado por Bruselas, como Grecia, si es que finalmente pudieran gobernar, Monereo promete firmeza: "Con Unidos Podemos no habrá protectorados de Alemania. Nuestras libertades no se verán mermadas por los monopolios. Para eso ya está la derecha, para vender la patria, siempre aliada con los socialistas", ha recordado.

En una campaña en la que el PSOE pido el voto de los comunistas, Monereo se ha atrevido incluso con los católicos. Serán los tiempos de cambio, pero el teórico comunista ha hecho suyas las palabras del Papa Francisco para pedir "una alianza de los hombres y mujeres de fe, de los creyentes, para transformar juntos esta civilización que mata".