Publicado: 07.07.2015 16:51 |Actualizado: 07.07.2015 16:51

La Asociación Foro por la Memoria Democrática pide cambios urgentes en el callejero de Madrid

Javier Ruiz, uno de los miembros de este Foro, insta a renombrar espacios públicos como el parque Alcalde Carlos Arias Navarro (en La Latina) o los Jardines de Enrique Herreros (Chamberí).

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Plaza de Arriba España en Madrid

Plaza de Arriba España en Madrid

Madrid.- Varias asociaciones defensoras de la Memoria Histórica y el PSOE han celebrado la iniciativa del Ayuntamiento de Madrid de retirar los nombres franquistas del callejero como un "paso necesario" hacia el fin de la impunidad, una decisión que -dicen- debe incluir calles nombradas en años recientes.

El Ayuntamiento de Madrid anunció este lunes que quiere que en la capital de España se cumpla la Ley de la Memoria Histórica, promulgada en octubre de 2007, y para ello se propone cambiar nombres del callejero vinculados a la Dictadura (1939-1975) del general Francisco Franco.



Desde el Ayuntamiento han explicado hoy que en la "fase inicial" del proceso que pretende cumplir la Ley "con determinación" se están recibiendo solicitudes de cambio de nombres de calles.

Ante este anuncio, la Asociación Foro por la Memoria Democrática ha explicado que ha enviado una carta a Mauricio Valiente, tercer teniente de alcalde, con una serie de "propuestas de urgencia", entre las que figuran el cambio de nombre de algunos centros y espacios públicos, como los colegios de Educación Infantil y Primaria (CEIP) Alberto Alcocer, capitán Cortés, Eduardo Callejo, Eijo Garay, patriarca obispo Eijo y Garay.

"A partir del año 2000" el Ayuntamiento asignó nombres relacionados con el Franquismo a calles nuevas del entorno de Hortaleza o San Chinarro

Javier Ruiz, uno de los miembros de este Foro, ha explicado a Efe que también instan a renombrar espacios públicos como el parque Alcalde Carlos Arias Navarro (en La Latina), Jardines de Enrique Herreros (Chamberí), el Centro Deportivo Municipal Gimnasio Moscardó, o la colonia municipal Moscardó, en el distrito de Usera.

Ruiz también ha recordado que "a partir del año 2000" el Ayuntamiento asignó nombres relacionados con el Franquismo a calles nuevas del entorno de Hortaleza o San Chinarro, algo "escandaloso", como lo que sucede en otros lugares públicos como el parque de Aluche (cuyo nombre es Arias Navarro), los Jardines de Cecilio Rodríguez.

En la Federación Estatal de Foros por la Memoria, su presidente, Arturo Peinado, ha dicho que la idea del cambio de nombres de las calles de Madrid es "una cosa que debería haberse hecho en la Transición" o tras la promulgación de la Ley de la Memoria Histórica, "que, como no tiene reglamento, se deja al albur de cada una de las administraciones".

Peinado ha dicho que, como el foro ha denunciado en varias ocasiones, es "lamentable" que las administraciones hayan "incumplido sistemáticamente" la Ley de Memoria Histórica.

Según Peinado, en Madrid, cuyo callejero es "muy siniestro", han sido añadidas en los últimos años algunos lugares a esta lista, entre ellos algunas plazas o glorietas de la zona de Aravaca, "dedicadas a dirigentes o alcaldes de la época franquista, denunciantes de alcaldes republicanos para que fueran apresados".

PSOE: Propuesta "muy positiva"

El grupo municipal socialista también ha valorado de manera "muy positiva" la propuesta del Gobierno de Carmena y, en opinión de la portavoz adjunta en el Ayuntamiento, Purificación Causapié, "es muy importante recuperar la memoria democrática" cumpliendo la Ley.

En una nota de prensa, Causapié insta al Gobierno local madrileño a que "haga visibles a las mujeres" en el callejero de la ciudad y que se trabaje conjuntamente "para recuperar nuestra memoria democrática, que la tenemos y es muy importante, también en aquellos lugares donde tuvieron lugar hechos relacionados con la guerra y la represión, lugares que deben ser catalogados y protegidos".

Los nombres alusivos a los "héroes", "mártires" o "caídos" de los sublevados contra la II República, en 1936, dan título a más de 300 calles de Madrid, según la obra "Toponimia Madrileña. Proceso Evolutivo" que el historiador Luis Miguel Aparisi Laporta, del Instituto de Estudios Madrileños, realizó en 2001 para el Ayuntamiento.

En el distrito de Tetuán hay una zona cuyas calles están dedicadas a militares franquistas: Capitán Blanco Argibay, Capitán Haya, Comandante Zorita, General Moscardó, General Orgaz, General Yagüe, General Varela o General Aranda.

Madrid conserva plazas como la de "Arriba España", en Chamartín, o las calle Caídos de la División Azul, en la misma zona; Mártires de Paracuellos (Tetuán), Héroes del Alcázar, Párroco Emilio Franco (Puente de Vallecas), Colonia Primo de Rivera (Chamartín) o calle de la Liberación, aludiendo al final de la Guerra Civil.

La Ley de Memoria Histórica, promulgada el 31 de octubre de 2007, adopta medidas destinadas a "suprimir elementos de división entre los ciudadanos", como la facultad a las administraciones para retirar escudos, insignias, placas u otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura.