Publicado: 25.09.2015 13:02 |Actualizado: 25.09.2015 14:39

La exconsejera valenciana de Turismo niega los regalos de la Gürtel y dice que es "aficionada" a los relojes falsos

Milagrosa Martínez asegura que sufre un "acoso mediático insufrible" e insiste en que  nadie le llamaba 'La Perla'.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
La exconselleras de Turismo Milagrosa Martínez (d) y Angélica Such (i) declaran como acusadas en el juicio sobre los contratos de la Generalitat con la trama Gürtel para el montaje de su expositor en la feria de turismo Fitur. EFE/ Juan Carlos Cádenas

La exconselleras de Turismo Milagrosa Martínez (d) y Angélica Such (i) declaran como acusadas en el juicio sobre los contratos de la Generalitat con la trama Gürtel para el montaje de su expositor en la feria de turismo Fitur. EFE/ Juan Carlos Cádenas

VALENCIA.- La exconsellera de Turisme y expresidenta de las Corts Valencianes Milagrosa Martínez ha insistido este viernes en que es "aficionada" a comprar bolsos, pendientes y relojes de imitación de "marcas prestigiosas", y ha vuelto a negar que responsables de la trama Gürtel le regalaran un reloj Hublot valorado en 2.400 euros. "Cuando llegué a la conselleria, ya tenía más de 10 relojes de imitación", ha aseverado.

Martínez se ha pronunciado en estos términos, a preguntas de su letrado, en el juicio por la pieza 3 caso Gürtel, relativa a presuntas irregularidades en contrataciones de la extinta Conselleria de Turisme con Orange Market para las ediciones de la feria Fitur de los años 2005 a 2009, por la que se enfrenta a 11 años de prisión y 34 de inhabilitación por presuntos delitos de prevaricación administrativa, malversación continuada y cohecho. En total, en este procedimiento hay 13 acusados.



El interrogatorio del abogado de Martínez se ha centrado fundamentalmente en los presuntos regalos que recibió de la trama y en el uso del término 'Perla' para referirse a ella. En concreto, sobre el primer punto, en el procedimiento consta una conversación entre Álvaro Pérez, conocido como 'El Bigotes' y Pablo Crespo --ambos supuestos cabecillas de la trama-- en la que el primero le comenta que compró un reloj "a la hija de puta de 'La Perla'".

Así mismo, la fiscal le mostró el pasado miércoles dos imágenes en las que se le veía a la acusada con un reloj Hublot. En ese momento, Martínez afirmó que el reloj era una imitación, y hoy ha insistido en esta versión y, tras volver a observar las imágenes, ha explicado que se trata de dos relojes diferentes: "Uno de ellos la esfera es azul, el otro la esfera es negra, se aprecia distinción en el color de ambos. Y respecto al tamaño de los mismos, tampoco son iguales. Uno es más grande y el otro es más pequeño. No se trata del mismo reloj", ha descrito.

Preguntada desde cuando es aficionada a comprar bolsos, relojes y pendientes de imitación, ha afirmado que esta "costumbre" la tiene desde hace "bastantes años", y ha concretado que antes de ser nombrada consellera, ya contaba con más de 10 relojes de imitación: "Por mi condición de alcaldesa de Novelda tuve oportunidad de realizar distintos viajes, algunos a China, y yo iba como representante institucional y compraba --relojes-- de muchas marcas", tales como Hublot, Cartier o Montblanc, ha especificado.

Es más, ha agregado, que sus hijos, que la "conocen mucho", cuando le han tenido que "hacer un detalle", le han regalado un reloj porque "tienen un precio irrisorio", ha apostillado.

Por otro lado, su letrado le ha preguntado si le conocían como 'La Perla', a lo que la acusada ha dicho que "no", y ha agregado que los medios de comunicación comenzaron a llamarla así a partir de la conversación entre Pérez y Crespo. Desde entonces, ha lamentado que sufre un "acoso mediático insufrible". "Nunca se han referido a mí con ese apelativo, siempre ha sido Milagrosa, y los mas cercanos me llamaban Mila", ha destacado.

Facturas y comidas

Por otro lado, Milagrosa Martínez se ha referido al pago de las facturas a proveedores, y al respecto ha señalado que "lógicamente" podía ordenar el pago de facturas por su cargo de consellera de Turisme, pero ha puntualizado que "siempre" lo hacía con una firma mancomunidada, que en su caso era la de la subsecretaria, Isabel Villalonga.

Así mismo, durante su etapa en Turisme ha negado que sugiriese, pidiese u ordenase a sus subordinados que contratasen con una determinada empresa, como Orange Market: "Jamás he influido para nada ni he dado ningún tipo de instrucción para que se dirigiera la actuación de los profesionales en determinada línea", ha aseverado.

La exconsellera de Turismo de la Generalitat Valenciana, Angélica Such, durante su declaración como acusada en el juicio sobre los contratos de la Generalitat con la trama Gürtel para el montaje de su expositor en la feria de turismo Fitur.EFE/ Juan Carl

La exconsellera de Turismo de la Generalitat Valenciana, Angélica Such, durante su declaración como acusada en el juicio sobre los contratos de la Generalitat con la trama Gürtel para el montaje de su expositor en la feria de turismo Fitur.EFE/ Juan Carlos Cádenas

Por otro lado, ha destacado que durante su etapa en la conselleria se retiraron las tarjetas Visa a los cargos para "llevar un control del gasto" y se limitó la asistencia del personal de la Agencia Valenciana de Turisme (AVT) a las ferias, con lo que se ahorraban gastos. También ha dicho que solía reunirse con los adjudicatarios cuando se trataba de grandes contratos, como Fitur, y ha agregado que como consellera comió y cenó con "muchas personas" a razón de su cargo: "Muchísimas más de 800 personas", ha puntualizado. Tras Martínez, ha comenzado a declarar otra exconsellera de Turisme, Angélica Such.

Expedientes de Fituf

Por su parte, la exconsellera valenciana de Turismo Angélica Such ha defendido este viernes que dio el visto bueno a los expedientes de Fitur de los años 2008 y 2009 porque "llevaban todas las firmas" y contaban con "todos los informes favorables", al tiempo que ha negado que en sus dos años al frente de la conselleria se hubiera dado un trato de favor a la empresa Orange Market, representada por Álvaro Pérez, conocido como 'El Bigotes'. En resumen, la acusada ha manifestado que firmó los expedientes "en cumplimiento fiel de la legalidad" y que no ha dictado ninguna resolución que haya considerado "injusta o arbitraria".

Exconsellera Angélica Such dice que aprobó expedientes de Fitur porque llevaban todas las firmas

Such se enfrenta a una pena de nueve años de inhabilitación para cargo público en la pieza 3 del caso Gürtel, relativa a presuntas irregularidades en contrataciones de la extinta Conselleria de Turismo con Orange Market para las ediciones de la feria Fitur de los años 2005 a 2009. Such ha explicado que llegó a Turismo en junio de 2007, cuando se estaba tramitando el expediente de Fitur 2008. La exconsellera ha insistido en su declaración que no se realizaron reuniones preparatorias para los expedientes de Fitur de los años 2008 y 2009, aunque sí para la organización de las ferias.

La acusada ha explicado que aprobaba los expedientes cuando se cumplían todos los trámites. De esta forma, ha indicado que cuando llegan a su mesa los expedientes, comprobaba que "tenía la firma del secretario general administrativo, el informe favorable del área jurídico, y las firmas del servicio proponente --jefe de Promoción y de Mercados--, de la secretaria autonómica y del subsecretario". "En función de esto, yo lo suscribo porque sé que está perfectamente tramitado y soy la responsable de la firma última que lleva a la adjudicación", ha agregado.

En resumen, ha expuesto que aprobaba los expedientes cuando comprobaba que se cumplían los trámites previos y que llevaban "todas las firmas". Sin embargo, no entró a valorar ningún pliego o las puntuaciones de las empresas: "Solo miraba que la Mesa de Contratación dijera que era la mejor oferta, que el importe fuera inferior al precio de licitación y que tuviera las firmas preceptivas", ha incidido.

De esta forma, Such ha subrayado que en los dos años en los que estuvo en conselleria no hubo "trato de favor" a Orange Market en cuanto al pago de las facturas. A la acusada, por otro lado, se le ha preguntado cuándo conoció a 'El Bigotes', y ha aseverado que en la feria de Fitur 2008. Frente a ello, la fiscal le ha exhibido su agenda en la que constaba una cita con Pérez tras la adjudicación del evento y antes de su celebración.

Al respecto, la exconsellera ha explicado que no mantuvo esa reunión y ha indicado que está "segura" porque recuerda, por "la fisonomía peculiar de Álvaro, por el bigote que llevaba", que lo vio por primera vez en Fitur. "Lo recordaría si lo hubiera visto previamente en la conselleria", ha apostillado.

Así, interpelada por el motivo por el que consta esa cita en su agenda, la acusada ha indicado que puede deberse a que Pérez pediría una cita para una reunión y se le daría, pero al final, "por algún motivo", no se produjo: "Yo sé que no tuve el encuentro. Estoy segura", ha reiterado.

Regalos

REGALOS

Durante su declaración, la fiscal también le ha preguntado si recibió algún tipo de regalo por parte de 'El Bigotes' o de Orange Market, a lo que ha respondido que "absolutamente nada". En ese momento, se le ha reproducido una conversación entre Pérez y Pablo Crespo -otro supuesto cabecilla de la trama-- en la que el primero le informa al segundo de que va a comprar un regalo a la consellera de turismo -en ese momento era Such--, tal y como hizo con la "hija de puta de 'La Perla'".

Sin embargo, la exconsellera ha mantenido que no recibió ningún regalo: "El trato con este señor es únicamente el de las dos celebraciones de Fitur. No he tenido absolutamente ningún trato más con este señor y no he recibido de este señor nada, ni de ninguno. Absolutamente nada", ha repetido. También ha negado haber recibido presentes en Navidad.

Etiquetas