Público
Público

López confía en que muchos “avales coaccionados” se conviertan en votos suyos

La dirección de la candidatura mantiene el ánimo y dicen que van a más, pero empieza a cundir entre sus filas la opción del “voto útil” y hasta la retirada

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El candidato a las primarias del PSOE, Patxi López, durante el encuentro con militantes socialistas en la localidad guipuzcoana de Eibar. EFE/Juan Herrero.

Si el próximo 21 de mayo en las cabinas de las agrupaciones socialistas aparece una papeleta con el nombre de Patxi López, el ex lehendakari puede que no gane el proceso de primarias, pero estará una larga temporada comiendo y cenando gratis por las apuestas que ya ha aceptado manteniendo que no contempla retirarse y que irá hasta el final.

Y es que López, al menos de cara a la galería, mantiene el ánimo alto y cree que su candidatura y su proyecto va a más. Incluso, piensa que no le ha perjudicado especialmente quedar tan lejos en número de avales de sus dos contrincantes, porque muchos militantes que dudaban de que pudiera pasar el corte para convertirse en candidato han visto que su opción es real y factible. “Desde que se conocieron los avales, viene más gente a mis actos que antes”, asegura el candidato.

“Desde que se conocieron los avales, viene más gente a mis actos que antes”, asegura López

Pero, además, López tiene el convencimiento de que va a tener muchos más votos que avales, porque dice tener la constancia de que en las firmas presentadas por Susana Díaz y Pedro Sánchez hay muchos “avales coaccionados” que el próximo día 21 optarán en el voto secreto por su papeleta.

El ex lehendakari no oculta que cree que es la candidatura de Díaz la que tiene más avales prestados al tener mayor control del aparato del partido y, en especial, en Andalucía. Pero también considera que los de Sánchez no son todos de buena fe, y que quien ha sido más de dos años secretario general del PSOE también maneja resortes de este tipo a la hora de recolectar dichos avales en mucho territorios. Es más, asegura que subirán en votos frente a los avales obtenidos en todas las federaciones del PSOE.

Además, en un ejercicio de voluntarismo, la candidatura de López cree que cada vez está calando más el mensaje de unir al PSOE, que es la bandera principal de su proyecto, y que la militancia se está dando cuenta que es la única candidatura que no está cayendo en descalificaciones y enfrentamientos viscerales con sus adversarios.

En un ejercicio de voluntarismo, la candidatura de López cree que cada vez está calando más el mensaje de unir al PSOE

Por ello, la idea de que López es el único que puede unir a lo que él llama dos ejércitos enfrentados será su mensaje de aquí al final de la campaña, y su equipo más cercano considera que cada vez lo secundan más militantes, y ésa será la línea que mantendrá en el debate del próximo lunes, que el candidato vasco afronta con serenidad y la experiencia que tiene en este tipo de formatos. López sabe que ese día tiene un escaparate importante para hacer llegar su proyecto a la militancia y a la ciudadanía, y se cree que es el que más tiene que ganar.

No obstante, también se ciernen nubarrones en torno a la candidatura y, en especial, son dos. El primero es que muchos militantes partidarios de López opten finalmente por votar a Sánchez buscando el “voto útil”, y por el rechazo que despierta en estos afiliados la figura de Susana Díaz.

Su equipo admite que para un partidario de López es más fácil optar por Sánchez -por las similitudes entre ambos proyecto y su posicionamiento en contra de la abstención a Mariano Rajoy-, que dar el salto y votar a Susana Díaz.

El otro nubarrón que preocupa es que algunos dirigentes que se posicionaron con López cuando anunció su candidatura, empiezan a plantear la conveniencia de su retirada para no dejar el partido en manos de Díaz. Se ha apuntado que la presidenta Francina Armengol o la diputada María González Veracruz que siempre estuvieron con Sánchez- han aconsejado dar un paso atrás.

Se ha apuntado que la presidenta Francina Armengol o la diputada María González Veracruz piden un paso atrás

De ser así, el problema de López se agravaría, porque en Baleares o en Murcia se han recogido muchos avales a su favor precisamente por la apuesta de ambas dirigentes, que tienen significativos respaldos en sus respectivos territorios. Además, algunas fuentes apuntan que otros dirigentes territoriales están en la misma posición.

Fuentes de la candidatura de López consideran meras intoxicaciones estos cambios de criterios de una parte de su equipo, y creen que obedecen más al juego sucio para que cunda el desánimo en sus filas.

Por ello, aseguran que no se van a rendir, que afrontan con ilusión la recta final de la campaña tras el debate e, incluso, mantienen que darán la sorpresa. Moral no les falta.