Publicado: 22.04.2014 14:32 |Actualizado: 22.04.2014 14:32

El PP se presenta a las elecciones europeas como el salvador del Estado de bienestar

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

"Hemos contribuido a salvar de la quiebra al Estado de bienestar". Así ha vendido hoy el vicesecretario de Organización y Electoral del PP, Carlos Floriano, el punto fuerte que marcará la campaña electoral del partido de cara a las elecciones europeas del 25 de mayo y que estará encabezada por el número uno de la lista conservadora, Miguel Arias Cañete.

Así, en la rueda de prensa ofrecida tras la reunión del Comité Ejecutivo del partido —que ha estado presidido por el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy— Floriano (y no María Dolores de Cospedal, que suele ser la encargada de transmitir los acuerdos de la dirección del partido) mitineó con las políticas de "recuperación" del Gobierno, pero eludió casi todas las cuestiones relacionadas con el caso Bárcenas. El extesorero que destapó la contabilidad B del PP volvió a contradecir, en su última declaración ante el juez Ruz, a la secretaria general sobre las responsabilidades que él tenía con respecto a las finanzas del partido. Mientras Cospedal afirmó que que la responsabilidad de las cuentas recaía exclusivamente en el tesorero, Bárcenas aseguró que "el tesorero no gestiona nada sin el conocimiento de sus superiores (los secretarios generales)". "Yo no sé nada de eso", se limitó a zanjar Floriano. 

Asimismo, preguntado sobre la solicitud del juez Ruz para que el PP aporte la totalidad de las escrituras que ha venido otorgando desde 2007 a favor de Bárcenas —y así acreditar la eventual responsabilidad del partido en un delito fiscal—, Floriano sólo aseguró que el partido ha entregado a la Audiencia Nacional "toda la documentación que se le ha requerido". "El PP siempre ha colaborado con la Justicia", añadió. En este sentido, Floriano instó a que sean los jueces quienes determinen "si hay responsabilidades" y pidió al PSOE "que no ensucie la campaña con temas de corrupción". "La corrupción hay que investigarla hasta el final y que determinen los jueces, pero no aporta nada en una campaña", sentenció.

"Lo más importante del partido ahora son las próximas elecciones europeas", agregó Floriano. ¿La clave de los conservadores? "La movilización y participación de todos los cargos del partido en precampaña y en campaña en todos los municipios de España". ¿Los puntos en que basarán los conservadores su campaña?. Básicamente, dos, expresados por Rajoy y resumidos después por su encargado de organizar los actos electorales del partido. Según Floriano, la campaña se basará en vender al partido del Gobierno como el que ha conseguido "evitar el rescate" tras haber recibido "la peor herencia que ningún otro Gobierno ha recibido en democracia".

"El Gobierno paró la quiebra, evitó el rescate, consiguió acabar con la recesión y parar el aumento del desempleo y ahora se dedicará al crecimiento y al empleo; ese era el plan y se está cumpliendo", mitineó Floriano. "Y eso no se ha hecho a costa del Estado de bienestar, sino que se le ha dado estabilidad y sostenibilidad: nunca se han congelado las pensiones, se ha ganado poder adquisitivo, la sanidad y la educación siguen siendo universales, públicas y gratuitas, los servicios sociales se siguen prestando y los subsidios de desempleo se siguen pagando", enumeró.

Por otro lado, el director de la campaña electoral del PP opinó que "Europa necesita parlamentarios que digan que la soberanía nacional no se puede partir". Haciendo alusión a la consulta catalana que planea realizar el Govern de Artur Mas el próximo 9 de noviembre, Floriano repitió el mantra conservador del "diálogo sí, pero dentro de la legalidad, dentro de la Constitución". Y, respecto al modelo confederal por el que apostó el lehendakari Iñigo Urkullu el pásado domingo, Floriano dijo no querer opinar "sin conocer las propuestas concretas", pero opinó: "Últimamente hay demasiadas ocurrencias y sería mejor utilizar el sentido común", concluyó.