Público
Público

Rajoy, a Aguirre: "Subimos los impuestos porque estuvimos a punto del crack"

La presidenta del PP de Madrid pide al jefe del Ejecutivo que baje el IRPF sin esperar a 2015, pero éste se aferra al mensaje del 'estaríamos peor sin hacerlo'. El presidente del Gobierno rechaza pactos con otros partidos que no a

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Durante la reunión del Comité Ejecutivo Nacional del PP celebrada este lunes, el presidente del Gobierno se vio obligado a entrar en la polémica interna de su partido a costa de los impuestos debido a la intervención de Esperanza Aguirre, que se reafirmó en su tesis a favor de una bajada del IRPF, que el Ejecutivo, en cambio, ha descartado recortar hasta 2015 (tenía previsto hacerlo en 2014). Mariano Rajoy respondió a la presidente del PP de Madrid de forma contundente, recordándole que, el año pasado, 'España estuvo a punto de un crack', es decir, que la economía española habría sido intervenida si no se hubiesen subido los impuestos y, por tanto, ha razonado el líder del PP, 'estaríamos peor'.

El presidente del Gobierno recordó a los suyos en una larga intervención el importante esfuerzo que supuso obtener mayores ingresos, primero, reduciendo el gasto público (20.000 millones) y, segundo, vía impuestos (2.000 millones) Asimismo, les recordó la credibilidad que ha ganado España con las políticas del PP, gracias a las cuales, Bruselas permite a nuestro país aplazar dos años el objetivo del déficit (3%), lo cual supone evitar un nuevo recorte a los ciudadanos de 18.000 millones de euros.

'Nadie dice ya a España lo que tiene que hacer', ha asegurado Rajoy a los suyos en un intervención trasladada en rueda de prensa por la secretaria general del PP a los medios de comunicación. Según el presidente del Gobierno, nuestro país puede gobernarse a sí mismo, aunque se viera obligado a incumplir su programa electoral para evitar la intervención económica o 'la pérdida de un millón de empleos más', sostuvo Rajoy ante el Comité Ejecutivo del PP, en el que chirriaron destacadas ausencias, como la del presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo; el de Extremadura, José Antonio Monago (partidario, como Aguirre, de bajar impuestos); el de Baleares, José Ramón Bauzá, o el de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera. María Dolores de Cospedal restó importancia a dichas ausencias y garantizó que entran en la dinámica habitual.

El presidente del Gobierno pidió a los suyos que expliquen bien las medidas del Ejecutivo y que lo hagan a lo largo y ancho del país esgrimiendo 'mucha pedagogía', porque se ha hecho lo que había que hacer 'para salvar a España en una circunstancia excepcional' como la del riesgo de ser rescatados. Asimismo, Rajoy garantizó que los impuestos 'se bajarán en cuanto se pueda'.

'Pactar es que cada uno deje algo de lo que llevaba para lograr el acuerdo', ha argumentado la secretaria general al explicar la opinión de Rajoy sobre los pactos con otros partidos que le piden desde el PSOE hasta los empresarios. Cospedal ha asegurado que para el presidente del Gobierno, un pacto es posible si no supone volver a las políticas anteriores, esto es, según el PP, las que nos trajeron a la situación actual de crisis, con su 'déficit y tres millones más de parados'. Para los conservadores, esto es lo que pretende el PSOE y ha recordado que el Ejecutivo y su presidente tienen 'el mandato de todos los españoles para gobernar', por lo que ve difícil que esos pactos vayan a tener lugar. Sobre la petición del rey al respecto de que se den esos pactos, la número dos del PP ha preferido remitirse 'a las matizaciones que la Casa Real' ha hecho al respecto.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, se ha encarado este lunes en la reunión del Comité Ejecutivo Nacional con la presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, a la que ha reprochado sus críticas a la política fiscal del Gobierno. También le recordó Montoro a Aguirre que cuando el PP llegó al Gobierno en 1996 no pudo bajar los impuestos de forma inmediata y tuvo que esperar tres años, hasta 1999, para poder hacerlo, cuando la situación económica lo permitió, según han informado a Europa Press fuentes del partido. Rajoy ha explicado ante la plana mayor del PP, en un discurso a puerta cerrada, que no hubo más remedio que subir impuestos porque el 'año pasado España estuvo a punto del crack y era necesario una política de mayores ingresos'. Dicho esto, ha señalado que bajará los impuestos en cuanto sea posible, con el 2015 como tope.

Durante esa misma reunión, Aguirre ha tomado la palabra para pedir al jefe del Ejecutivo que aproveche que la UE ha relajado el déficit hasta el 6,3% del PIB para utilizar esa 'holgura' en un rebaja del IRPF. Ella misma ha dicho a los periodistas a la salida de este encuentro que la respuesta del presidente es que no será más allá del año 2015, lo que ella ha interpretado como que no se descarta una bajada en 2014.

Al hilo de la intervención de la expresidenta de la Comunidad de Madrid, Montoro ha pedido la palabra para recordar que cuando el PP ganó las elecciones en 1996 tardaron tres años en bajar los impuestos a los ciudadanos y ha recordado que la propia Aguirre estaba en ese Ejecutivo del PP. Según ha añadido, ahora son los mismos los que están gobernando y mantienen los mismos criterios sobre política fiscal, por lo que acabará bajando los impuestos en cuanto puedan.

Hace unos días Aguirre pidió al Gobierno que aplique sus recetas económicas de bajar impuestos y recortar gasto adelgazando la administración pública. Aunque Aguirre suavizó esas declaraciones, y en la celebración del Dos de Mayo, Día de la Comunidad de Madrid, aseguró que Rajoy 'no se equivoca en nada en absoluto', también insistió entonces en que hay que 'reducir, privatizar o suprimir' del sector público todos los servicios que no deba prestar 'necesariamente' la administración.

Según las fuentes consultadas, Aguirre tomó la palabra para explicar sus declaraciones y se ratificó en su postura, pese a apuntar que comprende la política del Ejecutivo. Una política que defendió antes el propio Rajoy, quien recordó que cuando el PP llegó al Gobierno España estaba al borde del rescate y hubo que tomar medidas drásticas —entre ellas la subida de impuestos— para reducir el déficit público y alejar las dudas de los mercados sobre la economía.

Esperanza Aguirre pide a Rajoy que baje el IRPF en el Comité Ejecutivo Nacional del PP