Público
Público

Rubalcaba propone que el PSOE pase a llamarse Partido de los Socialistas Europeos-PSOE

Reta a sus colegas a ceder soberanía para poder trasladar un mensaje común en toda la UE. "Europa o es más social, o no será", advierte. Felipe González advierte de que el continente se encuentra en "una e

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Como una piña, los socialistas españoles, franceses y portugueses han escenificado este sábado su unión a favor de un cambio en Europa. Un cambio para que la Unión Europea modifique drásticamente su política económica, un cambio para que las instituciones comunitarias aborden ya el problema del empleo y el crecimiento y, en definitiva, un cambio para que el continente atienda las 'exigencias y peticiones de la ciudadanía'.

Pero durante el debate que se está produciendo este sábado durante el primero de los diálogos del proceso de Conferencia Política del PSOE, el secretario general del partido, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha incorporado a esos cambios el giro que según él deben realizar los distintos partidos socialdemócratas europeos para constituir 'un proyecto común' real en toda la UE.  Y para poder facilitar esa integración se debería incluso cambiar de nombre a la formación que dirige, que según el tendría que pasar a denominarse 'Partido de los Socialistas Europeos-PSOE'. Lo mismo deberían hacer, ha explicado Rubalcaba, las demás organizaciones del continente. 

Ese sería el primer paso para poder poner en marcha otra de las propuestas contenidas en el documento (ver PDF) que el PSOE ha presentado en el diálogo Ganarse Europa que se está celebrando a lo largo de la jornada en Madrid: que en las elecciones europeas se dejen de lado las listas nacionales y que cada una de las sensibilidades políticas de la UE pueda presentar un único proyecto en todo el continente con un único candidato. 'Vamos a ir con un único candidato, un buen candidato', ha insistido Rubalcaba, que ha emplazado a su partido a 'hacer una cesión de soberanía al partido' igual que los Estados han hecho en favor de las instituciones comunitarias. Así, ha recalcado, 'cuando Partido de los Socialistas Europeos decidan algo' el PSOE 'tendrá que acatarlo'.

Rubalcaba ha participado como tertuliano en el panel Hacia una Europa Federal, la Unión Política, una conversación que ha compartido con el secretario general del Partido Socialista de Portugal, Antonio José Seguro, con el primer secretario del Partido Socialista francés, Harlem Désir, y con el Comisario Europeo de la Competencia, Joaquín Almunia. Durante la conversación, el dirigente español ha insistido en que 'el problema de Europa es democrático y político', porque 'la Comisión Europea no responde ante nadie'. En ese sentido, se ha preguntado: '¿Qué pasaría si no tuvieramos un Parlamento nacional? Las 17 comunidades autónomas trabajarían como estados autónomos', ha concluído, para después defender que el Europarlamento tenga más poder de decisión.

Por eso ha abogado por un mayor peso político de la Unión, si bien 'ceder soberanía sólo tiene sentido si damos un contenido social y solidario a Europa'. 'Europa, o es más social o no será', ha recalcado. Una de las iniciativas que a su juicio demostraría que se ha escogido esa senda sería la puesta en marcha de una cumbre sobre empleo juvenil para difundir la iniciativa de los socialdemócratas. Rubalcaba propone 'dar visibilidad' a este plan a través de una cumbre específica con el Consejo, la Comisión y el Parlamento europeos así como los sindicatos y los empresarios para demostrar que 'a Europa le preocupa el empleo'.

El expresidente del Gobierno Felipe González ha intervenido a través de una grabación que se ha emitido por la tarde, para reafirmar esas mismas ideas. 'Europa está en una encrucijada', ha señalado, ya que 'o triunfan los nacionalismos que galopan sobre populismos demagógicos y marcha atrás en el proceso de construcción europea, destruyendo así lo que hemos avanzado', o comprendemos 'el desafío de la economía global, nuestra inserción en el nuevo mundo, y Europa da un paso adelante serio para caminar hacia la federalización económica y política, que implica también una responsabilidad frente a la sociedad'.

En esa misma línea se han manifestado los otros dos dirigentes socialistas. 'O Europa empieza a solucionar los problemas empezando por el paro, o Europa no tiene sentido' ha señalado, por su parte, el portugués Seguro, que ante la situación que vive su país se ha mostrado manifiestamente crítico sobre el futuro de la UE. Ha abogado incluso por modificar los tratados comunitarios, lo que no ha gustado nada a Almunia, férreo defensor del trabajo y la vigencia de las instituciones actuales.

'No saldremos de la crisis si no hay un apoyo al crecimiento y al empleo de la juventud', ha añadido el francés Désir. Y eso sólo se puede conseguir, en su opinión, con 'una unión política' en la que 'los órganos deben emanar de los votos' de los ciudadanos. Todo ello con un objetivo claro: 'construir federalismo de progreso y crecimiento frente austeridad y desregulación'.

Una vez finalizados todos los paneles, los socialistas se han mostrado satisfechos del nuevo formato de debate que han inaugurado este sábado para el proceso de Conferencia Política que culminará en octubre con un gran congreso. Por primera vez, la ponencia que saldrá de todo este proceso se elaborará también con las aportaciones de la ciudadanía. Óscar López, secretario de Organización del partido, ha abogado por debatir 'sin prejuicios' a lo largo de los próximos meses. Ha justificado, además, que el primer diálogo haya servido para discutir acerca del futuro de Europa, 'una parte no se puede arreglar sin el todo'. 'No podemos consentir que hoy seamos los conservadores nosotros y los estadounidenses los progresistas', ha concluído.