Publicado: 21.02.2014 12:29 |Actualizado: 21.02.2014 12:29

Los sindicatos mantienen las huelgas en Coca-Cola tras no alcanzar un acuerdo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El último encuentro entre el embotellador de Coca-Cola, Coca-Cola Iberian Partners (CCIP), para alcanzar una acuerdo que pusiera fin al conflicto generado por el Expediente de Regulación de Empleo ha terminado como adelantaron el jueves los sindicatos CCOO y UGT: sin acuerdo.

La empresa no ha retirado los cierres de las plantas de Fuenlabrada (Madrid), Alicante, Colloto (Asturias), y Palma de Mallorca; la condición de los sindicatos, por lo que las huelgas indefinidas en esta planta afectadas por los cierres continuarán, al igual que los paros parciales convocados a nivel general, según ha explicado a Público el secretario de acción sindical de la federación Agroalimentaria de CCOO, José Vicente Canet.

Según ha explicado la empresa en nota de prensa, en un plazo de 15 días se hará pública la decisión de CCIP y el modo en que se aplicará el ERE, que en principio afecta a 1.193 trabadores, según la última oferta que hizo a los representantes de los trabajadores.

Ambas partes culpan a la otra de no haber tenido voluntad negociadora en todo el proceso. La empresa ha reminito una nota en la que informaba de votaciones en algunos centros de trabajo en las que los empleados se habrían posicionado a favor de aceptar la última oferta de la empresa, que reducía la edad de prejubilación de 58 a 56 años, mejoraba la compensación económica de los recolocados y ofrecía bajas incentivadas a razón de 45 días de sueldo por año trabajado durante 42 meses.

En concreto, según la empresa, el 91% los trabajadores de las plantas y delegaciones de Andalucía, Extremadura, Canarias y Galicia habrían votado favorablemente. Por su parte, Canet crtica durametne lo que considera una "manipulación de la empresa", ya que estos centros de los que habla CCIP "apenas se ven afectados por el ERE", asegura el sindicalista, que recalca en en ningún caso es una "votación formal ni vinculante".

La compañía ha indicado que tomará en consideración todas las propuestas planteadas sobre la mesa en relación a las prejubilaciones y bajas incentivadas mejoradas respecto al planteamiento inicial, pero también han advertido de que estas ahora no son vinculantes. Los sindicatos subrayan que no están en contra del plan social de la empresa, de esa última oferta, la cual califican como "razonable siempre que sea voluntario", pero rechazan los cierres y los despido e instan a CCIP a que posibilite a los trabajadores que los deseen acojerse a esa oferta.

Fuentes de la compañía han asegurado Público que, una vez cerrado el plazo sin acuerdo, no volverá a haber más reuniones formales entre las partes aunque dejan abierta la puerta al diálogo.

Tanto CCOO como UGT exigen que se retire el ERE y los despidos y se abra una mesa de negoación de una plan industrial para mejorar la comptetitividad de las planta, "pero nunca a costa de los puestos de trabajo", aseguran.