Publicado: 18.12.2014 13:31 |Actualizado: 18.12.2014 14:51

La Plataforma por la Independencia Judicial destaca las presiones sobre Torres-Dulce

Asegura que el poder político "sólo concibe la Justicia como un instrumento a manipular en pos de sus intereses particulares", como a su juicio ha ocurrido con el dimitido Fiscal General del Estado.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:
El fiscal general Torres-Dulce con el ministro Gallardón en un acto este lunes en Zarzuela/Efe

El exfiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, con el exministro de Justicia Gallardón. EFE

La Plataforma Cívica por la Independencia Judicial ha reconocido este jueves a través de un comunicado la labor desarrollada por Eduardo Torres-Dulce como Fiscal General del Estado. "Su figura sin duda ha engrandecido el Ministerio Público", asegura, afirmando que Torres-Dulce ha sido "el mejor Fiscal General del Estado de las últimas legislaturas".

La Plataforma achaca la dimisión a presiones políticas: "Rechazamos de manera rotunda las presiones ejercidas por el Gobierno de la Nación y por gran parte de la actual clase política española sobre la Administración de Justicia", dice la nota, lamentando que la clase política "sólo concibe la Justicia como un instrumento a manipular en pos de sus intereses particulares".

La Plataforma denuncia también "el escaso respeto que los actuales responsables políticos sienten por el Estado de Derecho y por la Independencia del Poder Judicial"



La Asociación de Fiscales muestra "consternación y preocupación" por "la pérdida" de Torres-Dulce. En la nota de prensa agradece a Torres-Dulce "su vocación de servicio" y "su dignidad y buen hacer en el desempeño del cargo en unos momentos especialmente difíciles"

A esta denuncia se ha sumado la asociación Jueces por la Democracia (JpD), que a través de su portavoz, Joaquim Bosch, ha declarado que Eduardo Torres-Dulce ha renunciado a su cargo como fiscal general del Estado por las presiones del Gobierno.

"Es un síntoma más de las interferencias del poder político y de la falta de respeto por la división de poderes del Estado de derecho al no dejar actuar con autonomía al Ministerio Fiscal", ha asegurado.

Por su parte, el presidente de Foro Judicial Independiente, Conrado Gallardo, estima que Eduardo Torres-Dulce ha renunciado a su cargo de fiscal general del Estado por "integridad y honradez" ante las "influencias" procedentes del poder político.

Gallardo se ha lamentado de que los políticos "se han arrogado el derecho de influir en decisiones judiciales y no toleran que la Fiscalía no se sujete a sus instrucciones".

La Asociación Profesional de la Magistratura (APM), mayoritaria en la carrera judicial, ha destacado hoy que España ha disfrutado en los últimos años de un fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, comprometido, riguroso y convencido de su independencia.

Pablo Llarena ha agradecido a Torres-Dulce su dedicación en su función y ha proclamado que "España ha disfrutado de un fiscal general técnico, responsable, comprometido y convencido de su independencia".

Desencuentros 'serios'

A algunos fiscales, la dimisión de su superior les ha pillado de sorpresa. Es el caso del fiscal superior del País Vasco, Juan Calparsoro, quien ha revelado que estuvo reunido con él hace dos días y le transmitió proyectos y planes que tenía a medio plazo hasta terminar su mandato en esta legislatura.

"Su decisión me ha sorprendido ya que el martes, en la reunión de la Junta de los 17 fiscales superiores, no comentó nada y además se comprometió a venir a dar una conferencia en San Sebastián el próximo 15 de enero", ha explicado.

Calpasoro ha supuesto que quizás la renuncia a seguir en el cargo por parte de Torres-Dulce haya llegado después de "desencuentros serios con el Gobierno".