Publicado: 17.01.2016 10:35 |Actualizado: 17.01.2016 10:36

Castellón impone multas de 6.000 euros a 35 antitaurinos gracias a la ley mordaza

Los activistas impidieron la celebración de un festejo de toro embolado en la localidad castellonense de Olocau del Rey. Se trata de las sanciones más altas impuestas a antitaurinos, por encima de las aplicadas en el Toro de la Vega en Tordesillas.

Publicidad
Media: 3.50
Votos: 2
Comentarios:
Alrededor de 400 militantes antitaurinos se concentraron el pasado año contra el Toro de la Vega. (EFE)

Activistas antitaurinos, durante un acto de protesta contra el Toro de la Vega. (EFE)

CASTELLÓN.- La subdelegación del Gobierno en Castellón ha impuesto multas de 6.000 euros a cada uno de los 35 antitaurinos que impidieron la celebración de un festejo de toro embolado el pasado 5 de diciembre en la localidad castellonense de Olocau del Rey. La sanción aplica a los activistas la polémica Ley de Seguridad Ciudadana, más conocida como 'ley mordaza', aprobada en solitario por el Gobierno de Rajoy.

Según ha informado la subdelegación, son las sanciones más altas impuestas en España a antitaurinos por manifestarse en festejos populares, más incluso que alguna de las aplicadas tras la celebración del Toro de la Vega en Tordesillas (Valladolid), que alcanzaron los 5.200 euros, han precisado las mismas fuentes.



Los multados podrán realizar alegaciones a esta sanción administrativa, que les ha sido notificada recientemente, y tendrán un descuento del 50% de la misma por pronto pago.

Desde la subdelegación se ha subrayado la gravedad de la acción de este colectivo de antitaurinos, que impidieron la celebración de un festejo autorizado, que contaba con los permisos preceptivos.

"Se les considera autores de la vulneración de dos artículos de la Ley de Seguridad Ciudadana, por poner en peligro la seguridad de un acto público"

Así, se les considera autores de la vulneración de dos artículos de la Ley de Seguridad Ciudadana, por poner en peligro la seguridad de un acto público y por celebrar una manifestación de más de 20 personas sin convocatoria previa, y se les considera responsables de varios desperfectos, además del perjuicio económico para el municipio.

Al parecer, este grupo de manifestantes había convocado mediante las redes sociales una concentración en la cercana localidad de Arañuel, donde se instaló un dispositivo policial, pero finalmente se desplazaron a Olocau del Rey.

De los 35 multados, solo 6 son de Castellón, mientras que los 29 restantes pertenecen a otras provincias, según ha informado la subdelegación del Gobierno.