Publicado: 15.09.2016 12:44 |Actualizado: 15.09.2016 13:03

Más de 44.000 firmas para enviar a Pelado, víctima del Toro de la Peña,
a un santuario animal

El reglamento de festejos taurinos de Castilla y León ha especificado que "al finalizar el festejo, o en todo caso, el ciclo de festejos de la localidad, se dará muerte a las reses de lidia en instalaciones autorizadas al efecto, sin presencia de público".

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Un hombre corre frente al toro durante el acto del Toro de la Peña.- REUTERS

Un hombre corre frente al toro durante el acto del Toro de la Peña. REUTERS

VALLADOLID.- Change.org ha contabilizado más de 44.000 firmas que avalan mandar a Pelado, primer toro de la Peña de Tordesillas (Valladolid), al santuario animal Hogar Pro Vegan, que junto con Capital Animal se ha comprometido a hacerse cargo de su traslado.

La petición iniciada por la Asociación de Veterinarios Abolicionistas de la Tauromaquia y del Maltrato Animal (Avatma) para solicitar que Pelado, el Toro de la Peña, no sea sacrificado y pueda vivir en un santuario de animales ha reunido más de 44.000 firmas, según ha informado change.org en un comunicado remitido.



El propio Santuario El Hogar Pro Vegan y el colectivo Capital Animal, se han comprometido a hacerse cargo de su traslado y acogida, "y así se lo han hecho saber, a través de una petición, al Ayuntamiento de Tordesillas" ha explicado José Enríque Zaldívar, presidente de Avatma.

"Esta tarde sobre las 20.00 horas está previsto en Tordesillas un encierro, una suelta de toros de lidia entre los que podría estar Pelado del que no hay confirmación que haya sido sacrificado", destacan las mismas fuentes antes de añadir que el ganadero propietario del Toro de la Peña ha asegurado que ya lo ha vendido a un carnicero ya que la normativa de Castilla y León dicta que el animal debe ser sacrificado, por lo que esta petición solicita que se haga una "excepción a esa norma", ha explicado el presidente de Avatma.

El reglamento de festejos taurinos de Castilla y León ha especificado, en lo que al sacrificio de estos animales se refiere, que "al finalizar el festejo, o en todo caso, el ciclo de festejos de la localidad, se dará muerte a las reses de lidia en instalaciones autorizadas al efecto, sin presencia de público".

Además, el sacrificio se deberá realizar, como máximo, el día hábil siguiente a la finalización del espectáculo o ciclo, en presencia del delegado de la autoridad que diligenciará el correspondiente certificado de nacimiento para proceder a su baja en el correspondiente Libro Genealógico de la Raza Bovina de Lidia.

Junto al Santuario Hogar pro Vegan y de Capital Animal, ha sido el propio colectivo de veterinarios el que se ofrece, si la Junta de Castilla y León y el Ayuntamiento de Tordesillas acceden a la petición, "a hacerse cargo de la atención veterinaria que requiera Pelado durante el resto de su vida".

Por último, el Santuario Pro Vegan ha grabado un vídeo en sus instalaciones en Tarragona para explicar dónde viviría Pelado en caso de no ser sacrificado, un espacio de más de 30 hectáreas de prados y monte.

¿Dónde está Pelado?

La Asociación Nacional para la Protección y el Bienestar de los Animales (ANPBA) ha solicitado formalmente a la Subdelegación del Gobierno en Valladolid información sobre cómo murió Pelado y cuál fue el destino de su cadáver.

A través de un comunicado acompañado del citado escrito formal dirigido a la Subdelegación del Gobierno, la asociación animalista ha reclamado esa información ante la falta de datos sobre la forma en la que se dio muerte al animal.

En el escrito dirigido a la Subdelegación, ANPBA se pregunta si el animal "fue anestesiado" o "llevado a matadero o no, o si volvió a ser llevado a corrales para obligarle a correr en festejos posteriores o no".

Además, la asociación protectora animal ha solicitado también a la Subdelegación del Gobierno que se les remita "un oficio" en el que se les comunique "el resultado" de la vigilancia especial que reclamó la entidad para garantizar la integridad física tanto del astado que realizó el recorrido como de su sobrero.

En el comunicado, ANPBA advierte de que "en el encierro del Toro de la Peña se pudo ver a una persona que, presuntamente, portaba una especie de lanza y que tuvo que ser intervenida por la Guardia Civil".