Público
Público

Permisos igualitarios PP y Ciudadanos entierran los permisos igualitarios para toda la legislatura 

La PPIINA denuncia que la votación de ambas fuerzas políticas en la mesa del Congreso en contra de equiparar los permisos de cuidado de los hijos, es una burla al Parlamento y perpetúa la desigualdad de las mujeres.

Publicidad
Media: 2.50
Votos: 2
Comentarios:

La Plataforma por Permisos Iguales e intransferibles de Nacimiento y Adopción (PPIINA) ha pedido hoy a todos los partidos políticos que impugnen el bloqueo establecido por Partido Popular y Ciudadanos a la ley que equipararía los permisos de paternidad y maternidad y que sería una de las mayores medidas para alcanzar la igualdad.

Según denuncia la PPIINA, el bloqueo que mantiene el Gobierno contra esta proposición de ley se ha visto respaldada por el grupo parlamentario Popular y por Ciudadanos en la Mesa del Congreso, lo que supone un freno durante toda la legislatura a una reforma de los permisos de paternidad y maternidad y a cumplir con el mandato del Pleno del Congreso de los diputados para éstos sean iguales, intransferibles y pagados al 100%.

"Manifestamos nuestra indignación y nos preguntamos para qué serviría el Parlamento si no pudiera asegurar la extensión a todas las personas de un derecho social básico", afirma su comunicado. María Pazos, co-portavoz de la PPIINA, además manifiesta a Público su asombro por esta decisión puesto que, según les consta "PP y Ciudadanos ya habían llegado a un acuerdo respecto a la reforma de los permisos, cuyo coste en esta legislatura iba a ser el mismo que el que nuestra plataforma había calculado".

Según explica Pazos, habían entendido que la negativa del Gobierno se debía a la imposibilidad de incrementar los gastos durante este ejercicio, por lo que la proposición de ley presentada por Unidos-Podemos se había modificado para incluir una disposición adicional que reflejaba que si no había presupuesto para este año, se aplicara en el ejercicio siguiente.

"Lo que nos está diciendo el Gobierno ahora es que él es el que determina el gasto presupuestario, por lo que el Parlamento no puede discutir, votar ni aprobar ninguna ley que implique un incremento del presupuesto. Pero no para este año, sino para toda la legislatura", afirma Pazos.

La Proposición de Ley prevé un gasto total para equiparar los permisos de unos 1.600 millones de euros repartidos en un plazo de seis años. Esto supondría un gasto el primer año de unos 495 millones de euros, y de 222 millones los años siguientes. Para la PPINNA el veto a un aumento presupuestario del orden de 200 millones de euros anuales es "particularmente vergonzante cuando, a la vez, el Gobierno pregona que España crece a tasas cercanas al 3% del PIB. Esa cifra de 200 millones al año, aparte de ser bajísima comparada con cualquier otra cifra presupuestaria, sería inmediatamente recompensada, porque la desigualdad actual constituye el mayor de los despilfarros".

Para Pazos, el Partido Popular y Ciudadanos lo único que están considerando son los gastos, pero no los beneficios de implantar una medida igualitaria.  Si se igualaran los permisos de cuidados de hijos e hijas "las mujeres aumentarían sus beneficios sociales y sus impuestos y se mantendrían en el empleo, lo que incrementaría de forma importante los ingresos del Estado. Pero esto no lo están teniendo en cuenta", afrima Pazos.

"El problema del Gobierno no es el incremento del gasto sino su negativa al cambio social que supondría el reparto equitativo de los cuidados y del empleo entre hombres y mujeres", afirma la PPIINA. 

"No les gusta porque es una reforma igualitaria, que quiere que todas las personas cuiden por igual y tengan las mismas oportunidades de empleo"

"No les gusta porque es una reforma igualitaria, que quiere que todas las personas cuiden por igual y tengan las mismas oportunidades de empleo y no quieren eso. Tienen un modelo de sociedad reaccionario que lo que quiere es que las mujeres sigamos siendo las que cuidemos en casa y que los hombres sigan teniendo 24 horas al día disponibles par la empresa", afirma Pazos.  

"Ponen la disculpa del aumento presupuestario, pero estoy convencida que si el gasto fuera para aumentar el permiso de maternidad o para implantar la reforma engañosa que propone Ciudadanos, que con apariencia de igualdad supone incrementar los permisos a las madres, entonces sí habría dinero", añade.

Varias organismos internacionales ya han alertado sobre el incremento del PIB que se produciría si las mujeres estuvieran plenamente incorporadas al mercado de trabajo. En la actualidad en nuestro país las mujeres que dan a luz, adoptan o acogen tienen derecho a una baja retribuida para el cuidado de los hijos de 16 semanas, mientras los padres sólo pueden disfrutar de una baja de 4 semanas, es decir, la cuarta parte.

Según la legislación española, los hombres podrían disfrutar de un permiso más amplio puesto que las mujeres pueden ceder parte de su baja a los padres. Sin embargo, menos del 2% de los padres se toman alguna parte (y no todo) del permiso que ellas les pueden ceder. Por el contrario, tal como apuntan fuentes de la PPIINA, el 87% se sí disfruta de su permiso de paternidad que hasta hace poco era de dos semanas y que recientemente se ha ampliado a un mes. "Lo hacen porque es intransferible y está pagado al 100%" afirma Pazos.

El revés de la moneda, afirma Pazos, es que en la actualidad tan sólo el 55% de las mujeres vuelve a incorporarse al puesto de trabajo una vez que son madres frente al 100% de los hombres".