Público
Público

Entrevista a Alex García El youtuber para el que piden dos años de cárcel por entrevistar a exmiembros del GRAPO:  "Me niego a tener miedo"

Alex García, de 23 años, charla con 'Público' sobre su caso: "Si te puede llamar la Audiencia Nacional por un tuit, no te digo nada si sales con una cámara a escuchar lo que piensa de verdad la gente, pero ya no pueden controlarnos". 

Publicidad
Media: 5
Votos: 5
Comentarios:

Fotograma del vídeo de Resistencia Films sobre la situación de Alex García

Alex García, 23 años, estudió comunicación audiovisual y completó un máster de cine. Desde que cogió su primera cámara, ha dedicado su tiempo a filmar "desahucios, problemas laborales, manifestaciones por la libertad de expresión, consecuencias de los recortes en sanidad y educación… Me dedico a reflejar el movimiento social que hay en España en estos últimos años", dijo a finales de julio de este año en el juicio al que le sometieron en la Audiencia Nacional acusado de enaltecimiento del terrorismo. El lunes por la tarde le llamó su abogado: la Fiscalía le pide dos años de cárcel y 2.000 euros de multa.

El periodista y youtuber, fundador de Resistencia Films, tuvo que contestar preguntas bastante peculiares por parte de la jueza aquel 28 de julio: ¿Quién hace estos vídeos? ¿Tienen algún objetivo especial? Usted en su trabajo querrá reflejar alguna idea concreta... ¿Cuál es su intención? ¿De dónde saca la información? Pero, en estos vídeos, habla usted de algunos presos del Grapo… ¿Por qué entrevista a estas personas? ¿Qué opina usted del Grapo? ¿Está usted de acuerdo con el Grapo? ¿Qué piensa usted del terrorismo? ¿Hace usted también entrevistas a víctimas del terrorismo de ETA?

PREGUNTAS DE LA JUEZ MONTADAS POR EL YOUTUBER

Ahora que acaba de recibir la petición de dos años de cárcel, Álex García no se siente demasiado agobiado de vivir en el país en el que vive: "No me ha sorprendido. Yo era consciente de la situación que vivimos. Ya había hecho bastantes trabajos sobre represión. Te puede tocar, y me ha tocado".

¿Esperabas, entonces, que fueran a por ti?

Es algo que ves como de lejos, pero lo tienes presente. Nos afecta a todos. Al que más y al que menos. Si te puede llamar la Audiencia Nacional por un tuit, no te digo nada si sales con una cámara a escuchar lo que piensa de verdad la gente. Yo sabía que podía molestar a alguien, pero no lo esperaba tan pronto.

¿Por?

Porque no tengo demasiada proyección pública. Otra cosa es gente como Hasel, que ya van a por ellos. Pero en los últimos años se nota que te buscan aunque no tengas demasiada difusión. Está pasando con los raperos.

¿La situación personal acojona?

Ellos van haciendo pruebas desde el Estado a ver hasta dónde aguantamos.

¿La gente se va callando?

La opinión pública se está callando. Quedan algunos periódicos digitales. Pero la represión es un arma de doble filo. Asusta a algunos, que dejan de ir a la manifestación por una multa. Pero también hay cada vez más gente consciente de que el miedo les paraliza, y se revuelven. Si soy víctima de ese miedo, me condeno yo a mí mismo. No estoy dispuesto.

Joder, me voy a parecer a Susanna Grisso, o peor…. Pero, ¿cómo lo lleva tu familia? Eres un chaval. Tienes 23 tacos.

Lo llevan bastante mal. Cuando sufres represión, tu depresión sale de lo que tiene que sufrir tu familia, más que de lo tuyo. Yo estoy absolutamente convencido de lo que estoy haciendo, y de que lo que estoy haciendo está bien. Entrevistar a un Grapo que ha cumplido pena es estudiar nuestra historia.

Yo he entrevistado a grapos y etarras cuando estaban en activo y ningún juez me llamó a declarar. ¿Vamos a peor?

Pues eso. Mis padres no entienden por qué me piden dos años de cárcel. Nunca se han encontrado ante algo así. Ni siquiera saben si es algo único, que me pasa solo a mí, por haber hecho algo mal. A veces ellos no acceden a todo lo que está pasando…, no a mí, a toda la sociedad.

Los grandes medios no suelen profundizar en estos asuntos.

Al fin y al cabo, ellos son parte de ese entramado, de la familia. Son un monopolio de tres o cuatro familias ligadas al Estado. Se protegen. Lo que no soportan es que ya no pueden filtrar la información. Por eso esta inquina contra twitter o las redes en general. Ya no pueden controlarnos, y si me condenan a mí seguro que llegan otros que van a contar algo parecido. Seguro que llegan más.

Qué optimista. ¿Cómo llevas el asunto de la pasta que te va a costar defenderte?

No lo sé. Ni siquiera quiero pensarlo. Por suerte mis abogados trabajan de forma solidaria. Eso me permite poder defenderme a pesar de no tener recursos. Hay ya algunos abogados que también están concienciándose de que esto no puede seguir así.

FRAGMENTO DE LA DECLARACIÓN ANTE SU ABOGADO