Público
Público

Afectados por Bankia protestan ante una Junta de Accionistas fortificado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Afectados por productos financieros de Bankia protestan por el canje de preferentes en las puertas del Palacio de Congresos de Valencia, un recinto fuertemente vigilado por la Policía con motivo de la junta de accionistas de Bankia.

Desde una hora antes del inicio de la junta, asociaciones de accionistas, empleados del sindicato SATE y la plataforma STOP Desahucios se han concentrado a las puertas del recinto, custodiado por agentes de Policía, vallado en algunos accesos y blindado por arcos de seguridad.

Una vez iniciada la junta, los concentrados han comenzado una pitada y una cacerolada para mostrar su enfado con la entidad financiera.

El presidente de ADICAE, Manuel Pardos, representante de los "accionistas forzosos" que han sido transformados por el canje de las preferentes de las cajas que conformaban Bankia, ha anunciado la petición de una acción social de responsabilidad y que el consejo de administración pida al juzgado una investigación para depurar responsabilidades.

Ha criticado que el presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, "fue impuesto en una reunión prácticamente secreta" y le ha reclamado que presente "unas cuentas que se van a ir al juzgado de lo Penal".

Un grupo de accionistas minoritarios ha manifestado que Bankia "nunca debería haber salido a Bolsa ni emitido preferentes", según su abogado, Santiago Viciano, que ha exigido una negociación extrajudicial con la entidad para recuperar "los ahorros que captaron de forma fraudulenta".

Desde la asociación APACBANK, el letrado Ricardo Torres ha lamentado que Bankia era un conjunto de cajas de ahorro "de toda la vida" en las que los inversores depositaron "su confianza" y ha alertado del "vínculo que se romperá con la sociedad valenciana" si no se retornan las inversiones realizadas.

Los empleados también han aprovechado la junta para expresar su malestar "con quien tomó las decisiones erróneas" y están "escondidos", mientras son los trabajadores de Bancaja los que están cerca de los clientes, según el secretario territorial de Valencia del sindicato SATE, Joaquim Altur.

La plataforma STOP Desahucios ha iniciado una recogida de firmas ante el Palacio de Congresos para la dación en pago y el alquiler social.

En las inmediaciones del Palacio se han desplegado varios furgones de policía y decenas de agentes a pie y caballo que piden las invitaciones a los accionistas unos metros antes de la puerta principal.

El acceso al Palacio de Congresos también está controlado por personal de seguridad privada.

Este dispositivo de seguridad, según responsables de comunicación de Bankia, es el habitual en juntas de accionistas de similares características.