Público
Público

Corbacho insiste en que la crisis financiera se solucionará rápido, pero no la real

EFE

El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, ha indicado hoy que sigue pensando que la crisis financiera se solucionará "rápido" porque ha aparecido un modelo del Estado como garantía, aunque ha reconocido que "otra cosa es la crisis real", que, en su opinión, "necesitará más tiempo".

El titular de Trabajo, que hoy participa en el V Consejo de Política Municipal que se celebra en Vigo, afirmó previamente, durante una visita al ayuntamiento vigués, que el origen de la crisis financiera se basa en la "desconfianza" surgida por el "mal uso" que hizo el mercado financiero sobre cómo debían darse los créditos y las hipotecas.

Según Corbacho, esos títulos "contaminados" y "tóxicos" fueron los causantes de la crisis de confianza entre las entidades financieras.

El ministro de Trabajo argumentó que la crisis financiera "está próxima a solucionarse", aunque reconoció que el momento actual es "tan cambiante" que podría equivocarse, pero reiteró que confía en una salida rápida de la crisis.

Corbacho, durante su intervención en el Consejo de Política Municipal socialista, rechazó la cultura de apartar del mercado laboral a una persona cuando cumpla los 50 años y argumentó que es un "despropósito" prescindir de toda una generación que ha acumulado "sabiduría y experiencia".

"Si cada vez nos jubilamos antes, tendremos un gran problema", subrayó el ministro de Trabajo, que defendió que la crisis de origen financiero "no se resuelve por una reforma del mercado laboral".

Para Corbacho, si el PP estuviera en el Gobierno en la situación actual "entendería" que la crisis tendría que ver con el mercado laboral y que habría que reformarse, pero "nosotros no creemos" que la solución pase por esa vía de reformar el mercado de trabajo.

El ministro de Trabajo aseguró que hay que "salvar" al sistema financiero, independientemente, de que haya sido el que "nos haya llevado aquí"

En cuanto a los efectos de la crisis en España, Corbacho afirmó que el país tiene "un reto por delante" y que pasa por cambiar el patrón de crecimiento. A este respecto, se refirió a la situación de Galicia que, dijo, "resiste mejor", pese a que no es ajena, y lo es, aseguró, por sectores como el naval, la pesca o la automoción.

Con respecto a los últimos datos del paro, reconoció que es una cifra "muy importante" y defendió la necesidad de crear políticas "activas" a tres bandas, es decir, Ministerio de Trabajo, Comunidades Autónomas y ayuntamientos.

A su juicio, esas políticas activas deben ser impulsadas por las tres administraciones con el objetivo, entre otras cuestiones, de que un parado esté el menos tiempo posible en esa situación.

Por otra parte, Corbacho respondió al secretario general de UGT, Cándido Méndez, que ayer solicitó que se reúna la mesa de política industrial, y avanzó que confiaba en que pudiera desarrollarse en "no más allá de un par de semanas".

Más noticias de Política y Sociedad