Público
Público

El gerente del legado de Hergé arremete contra la prensa

EFE

El administrador de la compañía Moulinsart -que posee todos los derechos sobre la obra de Hergé, creador de Tintín-, Nick Rodwell, ha arremetido en su blog contra varios periodistas, con ofensas tanto de índole profesional como personal.

La prensa belga recoge hoy las últimas afirmaciones realizadas por Rodwell en su blog (colgado en la página oficial de Tintín www.tintin.com), unos comentarios que han suscitado tanta polémica que ayer mismo fueron retirados de la web.

Rodwell está casado con la que fuera mujer de Hergé, Fanny, con la que contrajo matrimonio diez años después de la muerte de Hegé.

La gestión del británico Rodwell ha sido muy controvertida, ya que muchos "tintinófilos" le han acusado de ser muy estricto y demasiado comercial, al fijar precios demasiado altos para los artículos relacionados con el célebre reportero de cómic.

La adaptación de las aventuras de Tintín al cine y la reciente inauguración del museo de Hergé han sido algunos de los proyectos más criticados de Rodwell.

Cansado de las reproches recibidos en los últimos años, el responsable de Moulinsart decidió crear el pasado 3 de julio un espacio en internet, caracterizado por "la libertad de expresión" y "abierto a todos".

El blog pasó inadvertido hasta el jueves pasado, cuando Rodwell arremetió directamente contra un redactor del periódico francés "Le Figaro", un periodista del canal de televisión francés "Canal +" y un reportero de la televisión pública francófona belga "RTBF".

"Me he tomado la molestia de revolver en la vida privada de estos señores con la esperanza de encontrar la raíz del odio que me tienen. ¡Bingo!. Dos tienen que enfrentarse a un drama familiar", relataba Rodwell en la versión en francés de su blog, donde también increpaba a otro redactor llamándole mentiroso.

Pero, según explica hoy el diario belga Le Soir, en la edición en inglés del blog, el gerente del legado de Hergé, iba aún más lejos y revelaba que dos de los periodistas tenían hijos autistas.

Rodwell insinuaba que la frustración que les provocaba no poder compartir con sus hijos su pasión por Tintín les había llevado a buscar un chivo expiatorio, en referencia a él mismo.

El diario recuerda además que, un día después de publicar esos comentarios, Rodwell continuó con sus ataques personales, esta vez contra la redactora de una revista de arte.

"¿Quizá tienes un problema con tu padre? ¿Quizá tu matrimonio no ha salido tan bien como esperabas? ¿debemos pensar que, de niña, tenías un problema con tu identidad sexual? eso podría explicar tu extraña percepción de los demás", comentó Rodwell, quien animaba a la periodista a volver a la escuela.

Tras estas acusaciones, todos los medios de comunicación implicados han salido en defensa de la integridad de sus periodistas e, incluso, algunos se plantean la posibilidad de demandar al multimillonario por difamación.

Más noticias de Política y Sociedad