Público
Público

El Guggenheim Bilbao acoge una muestra del arquitecto del museo en Nueva York

EFE

El Museo Guggenheim Bilbao celebra las "bodas de oro" del Solomón R. Guggenheim Museum de Nueva York con una exposición sobre el arquitecto de éste edificio, Frank Lloyd Wright (1867-1959), quien está considerado uno de los grandes maestros de la arquitectura del siglo XX.

La exposición, que ya se ha exhibido en la citada ciudad estadounidense, se inaugura mañana y se mantendrá en el museo bilbaíno hasta el 14 de febrero de 2010, según ha explicado el director del Guggenheim Bilbao, Juan Ignacio Vidarte, en una conferencia de prensa de presentación de la muestra.

Componen dicha muestra, que ocupa la segunda planta del museo bilbaíno, un total de 63 proyectos "visionarios", que abarcan residencias privadas, edificios municipales y gubernamentales, espacios religiosos y escénicos, así como grandes estructuras urbanas que no se materializaron nunca.

También se exponen cerca de 200 dibujos originales del arquitecto, doce maquetas y varias animaciones digitales que recrean algunas de las obras proyectadas a lo largo de los setenta años de carrera profesional de Lloyd Wright.

Como características del trabajo de este arquitecto, nacido en Wisconsin, el Guggenheim Bilbao destaca que se alejó de sus contemporáneos, lo que le permitió desarrollar un nuevo sentido de la arquitectura, por el cual "la forma del edificio quedaba supeditada a la función para la que era concebido".

También se resalta su "inquietud" por integrar arquitectura y entorno natural y la búsqueda de "la armonía entre personas, edificios y naturaleza", para lo que se acuñó el término "arquitectura orgánica".

Entre los proyectos de la exposición destaca el Solomon R. Guggenheim Museum de Nueva York, que el arquitecto no pudo ver construido ya que falleció seis meses antes de su inauguración y que está considerado una de las obras "cumbre" de Lloyd Wright.

Se exponen también las dos viviendas del propio arquitecto en Wisconsin y Arizona, además del original telón diseñado en 1952 procedente del Teatro Hillside de Taliesin (EEUU), cuyo diseño evoca el paisaje de su tierra natal.

También se muestran los diseños del demolido edificio de oficinas Larkin Company; el Templo Unitario, y el Mirador y Planetario Gordon Strong (Maryland), que no se llegó a construir, así como la Casa de la Cascada (Pensilvania) y el proyecto que el arquitecto realizó para la ciudad iraquí de Bagdad.

Como complemento a esta exposición, el Museo Guggenheim Bilbao ha programado una serie de actividades paralelas como un ciclo de cine sobre la vida y obra de Lloyd Wright y un Encuentro de Arquitectura sobre diferentes aspectos del trabajo que llevó a cabo.

Durante la conferencia de prensa, la comisaria de la exposición, Margo Stipe, ha resaltado que este arquitecto diseñaba "edificios que hablan" y ha apuntado que en sus proyectos ubicaba espacios "de reunión y de comunidad" tanto en las viviendas unifamiliares como en los templos o teatros.

Ha explicado también que muchos de sus proyectos no se realizaron porque "tuvo sueños de gran envergadura y no había presupuesto para materializarlos, ya que vivió unos años difíciles en una época de crisis económica" durante la década de los años 30 y 40 del siglo pasado.

Más noticias de Política y Sociedad