Público
Público

Más de 170 civiles juran bandera en Bizkaia en presencia del ministro Morenés

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un total de 172 civiles -108 hombres y 64 mujeres- han jurado hoy bandera en el cuartel del Ejército ubicado en la localidad vizcaína de Mungia en una acto presidido por el ministro de Defensa, Pedro Morenés.

El cuartel de Soietxe, en Mungia, en el que se encuentra acuartelado el Regimiento de Infantería Garellano número 45, ha acogido el acto, al que han asistido el delegado del Gobierno en el País Vasco, Carlos Urquijo, y responsables militares, entre otras autoridades.

El acto ha coincidido con la celebración del 140 aniversario del regimiento citado, cuyos miembros han formado parte de los contingentes desplazados a Kosovo y Afganistán.

Precisamente, el brigada de infantería Joaquín Moya Espejo, que falleció el 6 de noviembre de 2011 al repeler un enfrentamiento de fuerzas insurgentes en Afganistán, pertenecía al Regimiento Garellano.

En el transcurso del acto, se ha distinguido a Moya a título póstumo con la distinción "Bizarro de honor" individual, que se concede a personas o entidades que destaquen por sus obras o servicios en beneficio de la unidad y que ha sido entregada por el ministro a compañeros del fallecido.

En declaraciones a los periodistas, Morenés ha valorado la actuación del Regimiento Garellano, del que ha dicho que "tiene orígenes en lo más profundo de la historia de España" y que "representa lo mejor del Ejército español".

El ministro, natural de Getxo (Bizkaia), ha puesto de manifiesto que como vizcaíno que es se siente "especialmente honrado" con la invitación del Regimiento para presidir el acto.

"Estoy emocionado y contento", según ha confesado, debido a que "amigos" suyos han acudido "a jurar bandera".

Durante el desarrollo del acto, en el que también se ha concedido el "Bizarro de Honor" colectivo a la Federación Vizcaína de Tiro Olímpico y se han entregado otras condecoraciones a militares, el grupo de civiles citado ha jurado o prometido guardar la Constitución con lealtad al Rey y "entregar la vida", si fuera preciso, en defensa de España.

En una intervención posterior, el jefe del Regimiento Garellano número 45, el coronel Luis San Gil, ha señalado que en sus 140 años de historia sus componentes han participado en las principales confrontaciones en las que ha estado implicada España.

También ha recordado las "épocas muy duras" que han vivido por el azote del terrorismo en el País Vasco, que ha impedido a los integrantes del regimiento tener una vida familiar estable y les ha provocado "un desgaste personal y profesional", según ha indicado.

Ha afirmado, sin embargo, que esas "dificultades" no les ha impedido tener "alta moral" y continuar trabajando.

San Gil ha señalado que "la lealtad al Rey" supone lealtad "al conjunto del pueblo español" y ha animados a los quienes han jurado bandera y han mostrado su disposición a entregar su vida por la defensa de España a que "esa entrega sea diaria" en sus respectivas tareas para procurar una mayor prosperidad a la sociedad.