Público
Público

Maxi afirma que estaban "cometiendo fallos muy inocentes, de infantiles"

EFE

El argentino Maxi Rodríguez, centrocampista del Atlético de Madrid, destacó hoy que el nuevo entrenador, Quique Sánchez Flores, está imponiendo "orden" en el juego del equipo, después de que el conjunto rojiblanco, según recordó, estaba cometiendo "fallos muy inocentes y de infantiles".

El nuevo técnico, según el futbolista, quiere, "sobre todo, tener un esquema táctico". "Es lo que nos está imponiendo y yo lo veo muy bien ese sistema de juego y ese orden. Creo que los fallos que estábamos cometiendo eran muy inocentes, nos llegaban y nos convertían con esos errores que era muy de infantil", valoró.

"Se dio rápidamente cuenta, está corrigiéndolo y haciendo hincapié en eso. Con el correr del tiempo y los entrenamientos, si el equipo lo agarra muy rápido, va a ser muy duro que nos hagan goles", auguró Maxi Rodríguez, que consideró que no hay partidos de margen para asumir esos conceptos tácticos: "Hay que sacarlo ya".

"No hay mucho tiempo para esperar. Somos conscientes de eso. Los partidos pasan muy rápido y la dinámica que quiere el entrenador en tres o cuatro partidos ya la tenemos que ir cogiendo. Somos jugadores todos grandes, con mucha experiencia y nos tenemos que adaptar muy rápido a cualquier sistema y a lo que nos pida", dijo.

"En Marbella se vio un poquito el tema de la presión, el sistema que quiere el entrenador, y el sábado (ante el Athletic en San Mamés) se tiene que volver a notar, presionar de esa manera y tratar de seguir marcando. También fue importante, y hay que remarcarlo, que terminó la portería a cero. Es un paso adelante", continuó.

Maxi recordó que Abel Resino, técnico anterior, "trató de hacer lo mejor, pero los resultados no se daban": "Nosotros estamos todos seguros de que de nuestra parte y de la él se intentó dar el máximo, pero el balón no quería entrar. Mandan los resultados y es más fácil cambiar a un entrenador que a los 24 que estamos".

"Hubo un cambio de entrenador y siempre cuando viene un técnico nuevo hay esa motivación. Creo que esa motivación tiene que estar durante toda la temporada. No se puede que, cuando no se dan los resultados, el equipo baje un poquito los brazos. Tenemos que estar siempre al máximo", explicó.

El debut de Quique en el banquillo del Atlético vino acompañado de un triunfo ante el Marbella en Copa del Rey. "Lo importante, como venía el equipo, es ganar, porque, aparte de que viene un entrenador nuevo, es bueno sobre todo para el grupo y para la confianza. Esta es la dinámica que hay que seguir, la de la victoria", declaró.

"Ahora hay que ir el sábado a ganar de nuevo, porque sino no sirve de nada lo que empezamos a cosechar. Hay que tener tranquilidad y seguir por ese camino. Todavía no se hizo nada por más que se ganó un partido. Hay que estar acostumbrados a conseguir victorias", añadió.

En Marbella, Maxi disputó los 90 minutos y marcó un gol. "Me sentí muy bien y en los personal me fui muy contento, primero porque ganó el equipo. Veníamos en una situación muy delicada y nos viene bien para el grupo. Yo estoy muy bien, muy contento, muy alegre y siempre marcar te da una confianza extra", destacó.

También habló de la derrota por 4-0 del Real Madrid en Alcorcón: "En el fútbol puede pasar cualquier cosa y se está demostrando. Es muy duro y muy doloroso. Algo como lo que nos pasó a nosotros con el Mallorca, que no nos puede pasar nunca. Estás en una institución que hay que dar el máximo, hay que ganar cada partido y que te pasen esos golpes es muy duro, como el que nos pasó a nosotros con el Mallorca o como les está pasando a ellos también con lo de ayer".

Más noticias de Política y Sociedad