Público
Público

Una recesión más larga pero menos profunda que en la UE

El PIB español seguirá en tasas negativas todavía hasta final de año, según Bruselas

DANIEL BASTEIRO

España tendrá que esperar a 2010 para abandonar la recesión. Las últimas previsiones de la Comisión Europea, presentadas ayer por el comisario económico, Joaquín Almunia, pronostican que la actividad de la zona euro registrará tasas positivas de crecimiento ya en este tercer trimestre de este año, mientras que en España seguirán siendo negativas hasta que acabe el año.

La economía española, por tanto, tardará más que Alemania, Francia, Italia o el Reino Unido en emerger del pozo de una recesión que, en todo caso, es menos profunda que la de estos países. Mientras que Alemania o Italia acabarán el año con una contracción de su PIB superior al el 5%, España experimentará una caída del 3,7%, una cifra mejor que la media de la zona euro, del 4%.

La contracción de la economía española será del 3,7%, frente al 4% de la eurozona

La economía española muestra, así, "una recesión menos profunda que la media, pero más prolongada que la media", en palabras de Almunia, que la achaca al paro, al estancamiento del sector de la construcción, al endeudamiento de las familias o a la dependencia de la financiación exterior. Todos estos males conforman un "desequilibrio estructural" que ha sido "acumulado a lo largo de los últimos diez años".

Las nuevas cifras de Bruselas están en línea con los cálculos que el Gobierno presentó en junio, cuando predijo para 2009 una contracción del 3,6%. En un comunicado, el Ministerio de Economía resaltó este aspecto frente a "contradicciones más intensas" en otros países, que "entraron en recesión antes que España" y también la abandonarán antes. En Estrasburgo, la vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega, señaló que España está "un poquito mejor" que los países de la eurozona, y aseguró que el Gobierno está trabajando "con el objetivo de acortar los tiempos".

Almunia alerta de que el paro seguirá creciendo en los próximos meses

Para volver al crecimiento algunos expertos aconsejan a países como España, Grecia, o Italia acometer "dolorosas reformas", según The Wall Street Journal si no quieren experimentar "una década perdida al estilo de Japón".

Según Almunia, el paro es uno de los elementos que contribuyen a la tardanza de España en salir de la crisis y los próximos meses podrían ser todavía más dramáticos. "Los niveles de empleo continuarán decreciendo porque el impacto negativo de la crisis en el mercado laboral tiene un retraso de dos o tres trimestres", aseguró. Según Eurostat, la oficina de estadística de la UE, el empleo cayó en España más del doble que en la zona euro en el segundo trimestre del año.

Un informe de Adecco prevé una tasa de paro del 19,2% para este año, aunque apunta a una desaceleración paulatina. Por franjas de edad, la empresa sitúa a los jóvenes como más afectados, con una tasa de desempleo prevista para final de año del 42,1%.

 

Más noticias de Política y Sociedad