Público
Público

Google lanza Knol, su rival para la Wikipedia

La clave del proyecto es la autoría de los artículos y la posibilidad de añadir publicidad y recibir parte de los ingresos.

PABLO OLIVEIRA Y SILVA

Poco tiempo antes de que Jimmy Wales, el fundador de Wikipedia, presentara el proyecto Wikia Search para competir con el buscador Google, estos anunciaban a finales de 2007 que lanzarían Knol, su proyecto para competir con Wikipedia.

Los responsable de Wikipedia acusan al buscador de no ofrecer imparcialidad y neutralidad en los resultados que arrojan las búsquedas en su sistema. Mientras Google ve como principal problema de la enciclopedia más popular de la Red el hecho de que los artículos puedan ser escritos por cualquier usuario, sin que se pueda contrastar su veracidad o su nivel de experiencia en la materia.

Ahora, según lo publicado en el blog oficial de Google, la compañía de Internet acaba de poner en marcha su proyecto Knol, que compite abiertamente con el proyecto de Wikipedia.

Lo que hace a Knol diferente a Wikipedia es que cada uno de sus artículos tiene un autor o un grupo de autores cuyo nombre es relevante dentro de la especialidad que tratan. Los ‘knols' son artículos sobre temas específicos, escritos por expertos en una materia. Los usuarios pueden añadir comentarios a los artículos, valorarlos e incluso revisarlos.

Además, 'con Knol estamos desarrollando un nuevo método para que los autores puedan trabajar colaborando. Es lo que llamamos ‘colaboración moderada'', aclaran en el blog. 'Con esta característica, cualquier lector puede hacer sugerencias de edición de un artículo, que el autor deberá aceptar, rechazar o incluso modificar antes de que sea visible para el resto de los usuarios', añaden. 'Esto permite que los autores acepten sugerencias de cualquier usuario en el mundo, pero puedan seguir manteniendo el control de sus artículos. Al fin y al cabo, su nombre está asociado al artículo', concluyen.

La clave del proyecto es la autoría de los artículos. Aunque existan diferentes propuestas de autores en torno a un mismo tema, serán los propios usuarios los que valorarán cada uno de ellos.

Además, los autores de los artículos podrán incorporar AdSense a sus textos, el sistema de publicidad de Google, y recibir la correspondiente contraprestación económica.

Otros proyectos encabezados por empresas de menor calibre que Google, como TodoExpertos o la red social LinkedIn, que hoy se ha presentado para hispanohablantes, han demostrado que el hecho de vincular las dudas de los usuarios con expertos en la Red es un binomio que rápidamente adquiere gran popularidad.