Público
Público

El balonmano Ciudad Real, campeón de Europa

El equipo manchego reedita el título de campeón de la Liga de Campeones tras derrotar al Kiel por 33-27

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los manchegos nunca perdieron la fe, ni siquiera en los momentos en que la esperanza se antojaba quijotesca. Creían en la victoria incluso cuando el marcador señalaba un terrorífico 16-20 a favor de los alemanes del Kiel en el minuto nueve de la segunda parte. Ni en ese momento disminuyó el apoyo del Quijote Arena a los hombres de
Dujshebaev, que debían remontar esa desventaja de cuatro goles, más los cinco que traían de la ida en tierras alemanas.

Fue Chema Rodríguez el artífice de la gesta, el hombre que contagió a sus compañeros las ganas y la certeza de la remontada. Porque los germanos habían comenzado el partido con un dominio indiscutible. Un mando ejercido por un general situado bajo los palos: el francés Thierry Omeyer, que lo detenía todo. Comenzó con tres grandes paradas en los dos primeros minutos y completó una primera parte antológica, como un gigantesco imán que atraía el balón con cualquier parte de su cuerpo.

El Ciudad Real, que revalidó el título de 2008, estuvo por debajo en el marcador durante toda la primera parte y se fue al descanso con un gol (13-14) de desventaja. Aparte de la seguridad del meta Omeyer, el acierto de Karabatic parecía decisivo para el Kiel, que controlaba el partido a medio gas y sin necesidad de echar mano de su renta de cinco goles.
La chispa que encendió la mecha de la remontada apareció en el minuto 14 de la segunda mitad, el primer momento del partido en que Ciudad Real (22-21) se situó por encima. Chema Rodríguez, por velocidad, por acierto y por confianza, se erigió en el gran líder para lograr la tercera Champions manchega.

Al final surgieron Sterbic y Abaló. El extremo francés y el meta serbio contribuyeron de forma decisiva al 33-27 final. El sueño de Don Quijote pudo ayer con la tozudez de unos alemanes vestidos de Sancho Panza.

Ciudad Real (33): Sterbik (Hombrados, ps); Dinart (-), Zorman (1), Rutenka (4), Parrondo (-), Stefansson (8, 3p), Kallman (4), Metlicic (1), Jerome Fernández (4), Morros (2), Chema Rodríguez (4), Alberto Entrerrios (-) y Abalo (5).

THW Kiel (27) : Omeyer (Martíni, ps); Kavticnik (7, 5p), Kim Andersson (4), Ahlm (3), Karabatic (7), Klein (-), Lundström (4), Anic (-), Lund (-), Zeitz (-), Lövgren (1), Wessig (-) y Jicha (1).

Árbitros: Zoran Stanojevic y Slobodan Visekruna, de Serbia. Excluyeron a Rodríguez, Metlicic, Abalo Zeitz, Ahlm y Kavticnik.

Quijote Arena: 5.775 espectadores.