Público
Público

Neymar brilla en el homenaje a Ronaldo

Brasil gana a Escocia con dos goles del joven

GERMÁN ARANDA

Será difícil que el mundo del fútbol y Brasil agradezcan lo suficiente a Ronaldo, recientemente retirado a sus 34 años, su contribución a ese deporte que aprendió en las calles de un suburbio de Río de Janeiro. Pero ayer, por lo menos, miles de aficionados se pusieron en pie para aplaudirle cuando el dos veces campeón del Mundo y otras dos de la Copa América salió a la cancha, primero a saludar a las hinchadas y después a estrechar las manos de los jugadores de Brasil y Escocia, que se enfrentaron en un partido amistoso en el Emirates de Londres.

La victoria (0-2) de Brasil, que ha ganado a Escocia las diez veces que se han enfrentado, cobra algo más de importancia si se atiende al autor de los dos tantos de la canarinha. Neymar, joven delantero del Santos de 19 años seguido de cerca por los grandes clubes de Europa, marcó los dos tantos bajo la atenta mirada de Ronaldo y dio crédito a quienes sospechan que este joven con un tupé de un palmo de alto puede convertirse en la futura estrella del combinado nacional.

El madridista Marcelo, que sufrió un golpe en la costilla durante un entrenamiento, no pudo jugar. Brasil dominó durante todo el encuentro y Neymar inauguró el marcador a tres minutos del descanso con un suave disparo. El monólogo siguió en la reanudación, con el barcelonista Alves creando peligro reiteradamente desde su banda derecha. Pero el protagonista volvió a ser Neymar en el segundo tanto. Forzó el penalti, cometido por Adam, y él mismo se encargó de convertirlo para acabar de sentenciar un encuentro que no tuvo mucha más historia.

Ni Argentina ni Messi disfrutaron de un encuentro igual de plácido en su amistoso ante Estados Unidos. La albiceleste no pasó de un empate a uno con el conjunto norteamericano durante la madrugada del sábado. El azulgrana, que se quedó sin marcar (fue Cambiasso quien adelantó a Argentina), elogió, sin embargo, el juego del combinado tras el encuentro: "Lo importante es que tenemos una idea clara". Argentina jugará mañana en Costa Rica ante la selección local.

Quienes no viajan con su combinado nacional, sorprendentemente, son Khedira y Özil, puesto que el seleccionador Löw decidió liberarles de jugar el amistoso de mañana ante Australia por considerar que tienen una gran carga de partidos. Detalle que Mourinho le agradecerá.