Público
Público

Cientos de trabajadores de Nissan se concentran en Barcelona para exigir un plan industrial

Prevén alargar las protestas hasta el mes de julio, cuando se conocerán los planes de la compañía para las plantas españolas. La fábrica de la Zona Franca de Barcelona se quedará a partir de mayo cerca del 20% de su capacidad productiva.

Manifestación de los trabajadores de Nissan en Barcelona | EP
Manifestación de los trabajadores de Nissan en Barcelona | EP

europa press

Unos 700 trabajadores de Nissan han iniciado a las 18.00 horas de este martes una manifestación desde la plaza Catalunya de Barcelona hasta la Delegación del Gobierno para exigir un plan industrial de futuro para las plantas catalanas y del resto del Estado.

La movilización, convocada por los comités de empresa de la compañía automovilística, llega dos semanas después de una concentración ante el Consulado de Japón de la capital catalana, que inició un periodo de protestas que los trabajadores prevén alargar hasta el mes de julio, cuando se conocerán los planes de Nissan para las plantas españolas.

Los cabeza de la manifestación ha arrancado camino de la Delegación del Gobierno pasadas las 18:20 horas con una pancarta con el lema "Nissan: ¡Basta de mentiras! Exigimos un futuro real", acompañada de sirenas, silbidos y proclamas como "queremos futuro", "si esto no se arregla: guerra, guerra, guerra" y "Barcelona, escucha: la Nissan está en lucha".

En declaraciones a los medios antes de iniciar la marcha, el secretario general de CC.OO. en Nissan, Miguel Ángel Boiza, ha explicado que vuelven a manifestarse para reclamar un futuro para Nissan, proveedores y subcontratados de la compañía en España.

"Las producciones son cada vez más bajas, no hay una adjudicación de nuevos vehículos y al final hemos llegado a una situación que prácticamente es insostenible. La empresa ha entrado ya en pérdidas", ha alertado.

Más manifestaciones

El martes 25 de febrero realizarán una manifestación desde la fábrica de la Zona Franca de Barcelona hasta la Ronda Litoral de la capital catalana, que sustituirá a la concentración prevista ante el Mobile World Congress (MWC), cancelado la semana pasada.

Una quincena de personas de la planta de Continental en Rubí (Barcelona) también ha acudido a la concentración en representación de los trabajadores de la firma alemana para mostrar su apoyo a los empleados de Nissan.

La fábrica de la Zona Franca de Barcelona se quedará a partir de mayo, fecha en la que se dejará de fabricar la furgoneta para Mercedes-Benz, cerca del 20% de su capacidad productiva con la fabricación de dos picks-ups, la Nissan Navarra y la Renault Alaskan, y la NV-200 eléctrica.