Público
Público

El Corte Inglés registra pérdidas históricas de 2.945 millones en su ejercicio 2020 por los efectos de la pandemia

Las ventas del grupo de grandes almacenes se desploman un 36% por las restricciones a la movilidad, pero logra que el resultado operativo bruto siga siendo positivo, de 142 millones.

Una mujer con mascarilla pasa por delante de una tienda de El Corte Inglés en el centro de Madrid, cerrada durante el confinamiento decretado en marzo de 2020 por la pandemia del coronavirus. REUTERS/Susana Vera
Una mujer con mascarilla pasa por delante de una tienda de El Corte Inglés en el centro de Madrid, cerrada durante el confinamiento decretado en marzo de 2020 por la pandemia del coronavirus. Susana Vera / REUTERS

Los efectos de la pandemia de la covid-19 sobre el sector de la distribución han abocado a El Corte Inglés a cerrar con unas pérdidas de 2.945 millones de euros su último ejercicio fiscal, de marzo de 2020 al pasado mes de febrero, lo que supone los mayores números rojos anuales de su historia.

Si en 2019 el grupo presentó unas ganancias de 310 millones, la irrupción de la pandemia y los posteriores estados de alarma, confinamientos y restricciones de movilidad dieron un vuelco a la dinámica positiva de la compañía.

De hecho, El Corte Inglés tuvo que provisionar durante el ejercicio los deterioros de inmovilizado, de existencias y de créditos fiscales, por un importe conjunto de 2.500 millones, según los datos difundidos este viernes por el grupo.

En el contexto de la pandemia, la compañía que preside Marta Álvarez también tuvo que acelerar su estrategia digital, con una actualización de activos por esta transformación hacia un modelo de negocio con mayor presencia de la venta electrónica y que se llevó gran parte de esas provisiones.

Por ello el grupo ha presentado unas pérdidas operativas de 445 millones, que sumadas a las provisiones arroja un resultado de casi 3.000 millones de pérdidas.

La deuda del grupo aumenta en 560 millones, hasta los 3.811 millones

La posición de liquidez se sitúa en 3.549 millones y la deuda del grupo ha aumentado en 560 millones, hasta alcanzar los 3.811 millones.

A pesar del castigo sufrido por la crisis sanitaria y las restricciones sobre el sector, el gigante de la distribución señala que ha mostrado "flexibilidad y capacidad de reacción" para renovar sus tiendas, impulsar la digitalización y la omnicanalidad y desarrollar nuevos negocios.

El resultado operativo bruto sigue siendo positivo (142 millones) pero un 88% inferior al del ejercicio anterior

El resultado bruto de explotación (ebitda) de El Corte Inglés acabó el ejercicio en positivo, con un beneficio de 142 millones, aunque resulta una cifra un 88 % menor que la del ejercicio anterior

Mientras, la facturación del gigante de los grandes almacenes descendió un 31,6% hasta los 10.432 millones (frente a los 15.261 millones en 2019). El aumento de la venta electrónica con la pandemia ha sido un hecho irrefutable, con un avance del 132% respecto del año anterior, hasta situarse con un peso del 17,3% del volumen total.

El comercio electrónico se dispara con la pandemia y ya supone el 17,3% de las ventas

En la cara opuesta se situó el negocio en tienda, que descendió un 19% respecto al año anterior por el confinamiento y el cierre obligado de establecimientos.

El área que más se ha resentido ha sido Viajes El Corte Inglés, que ha visto reducir sus ventas en un 88,6% durante su ejercicio fiscal 2020-2021 (entre marzo de 2020 y febrero de este año), hasta los 309 millones de euros debido a la falta de movilidad y la ausencia de turistas ( frente a los 2.731,65 millones del ejercicio precedente).

El área de Seguros logró mantener el volumen de ventas, indica la compañía.

Ajuste de plantilla

En plena pandemia, El Corte Inglés también presentó el ajuste de plantilla más importante de su historia, que afecta a 3.292 trabajadores (cerca del 4%) de manera voluntaria y cuyo proceso aún no ha concluido.

La empresa acordó tras varias semanas de conversaciones con los sindicatos (Fasga, Fetico, UGT y CCOO) el expediente de regulación de empleo (ERE) planteado a finales de febrero.

El ERE se cerró con una oferta de hasta 33 días por año trabajado y un máximo de 24 mensualidades para los empleados que se sumaran al proceso de manera voluntaria, así como una prima ligada a su antigüedad.

La compañía argumentó entonces que era el momento oportuno para acelerar un nuevo plan estratégico, tras los estragos causados por el covid-19 sobre sus ingresos y el aumento de la actividad online y su transformación en la empresa.

Cartel de rebajas en un perchero con camisas en la tienda de El Corte Inglés en la calle Preciados, de Madrid. E.P./Eduardo Parra. Eduardo Parra / EUROPA PRESS

Las ventas se recuperan en 2021

El Corte Inglés ha avanzado que en el primer trimestre del ejercicio 2021 las ventas en tienda (retail) están cumpliendo con las expectativas, con niveles cercanos a los de 2019 y a pesar de los efectos persistentes de la pandemia.

El grupo de grandes almacenes sigue este curso con la reorganización de su red comercial, con una apuesta decidida por los outlets, tiendas en gasolineras y mayor presencia en la alimentación.

Más noticias de Economía