Público
Público

El superávit de los ayuntamientos permite cumplir el objetivo de déficit en 2017

El Estado y la Seguridad Social incumplieron sus metas y las CCAA cumplen por primera vez. España cierra con un os números rojos del 3,07% del PIB

Publicidad
Media: 5
Votos: 1

Vista de la rueda de prensa que ha ofrecido el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, para informar de los datos de la ejecución presupuestaria. EFE/ J.J.Guillen

El superávit logrado por las corporaciones locales en 2017 (0,59% del PIB) ha compensado los incumplimientos de las metas de déficit de la Administración Central y la Seguridad Social, lo que ha permitido alcanzar el objetivo de déficit público pactado con Bruselas para el pasado año.

El ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, ha confirmado este lunes que el déficit público cerró el pasado año en el 3,07% del PIB, por debajo del objetivo del 3,1%, tal y como avanzó la pasada semana el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

Frente a 2016, el déficit público se ha reducido en 1,22 puntos porcentuales gracias al crecimiento económico y al aumento de los ingresos tributarios. "Ha sido un año muy bueno", dijo el ministro en la presentación de los datos.

El déficit público de 2017 incluyendo las ayudas a la banca se sitúa en el 3,11%

Una vez que se incluyen las ayudas a la banca, el dato de déficit público asciende al 3,11% del PIB, equivalente a algo más de 36.000 millones de euros.

Pese a que en el dato global  se cumple con la meta pactada con Bruselas, el Estado incumplió su objetivo del 1,1% al registrar un déficit del 1,86%, así como la Seguridad Social (1,48%) que incumplió su meta del 1,4%, frente a las comunidades autónomas, que redujeron su déficit al 0,32%, casi la mitad que la meta marcada del 0,6%.

De hecho, cuatro comunidades autónomas obtuvieron superávit el año pasado: País Vasco, Navarra, Canarias y Baleares, y solo seis incumplieron el objetivo: Aragón, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Extremadura, Murcia y Comunidad Valenciana.

Las 11 regiones restantes cumplieron con el objetivo de déficit del 0,6% del PIB: Andalucía (0,22%), Asturias (0,31%), Cantabria (0,37%), Catalunya (0,56%), Galicia (0,2%), Comunidad de Madrid (0,47%), La Rioja (0,39%), y cuatro de ellas lo hicieron con mucha holgura, ya que obtuvieron superávit: País Vasco (+1,5%), Navarra (+1,22%), Canarias (+0,67%) y Baleares (+0,48%).

Para las corporaciones locales se estimaba el equilibrio presupuestario, aunque en los últimos años han registrado superávit. En 2017, ha sido del 0,59%.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, durante la rueda de prensa que ha ofrecido para informar de los datos de la ejecución presupuestaria de 2017. EFE/ J.J.Guillen

Este año España se librará previsiblemente del brazo corrector de Bruselas, dado que el déficit se situará por debajo del 3% del PIB que marca el Pacto de Estabilidad y Crecimiento de la UE, tras haber reducido paulatinamente en los últimos nueve años su nivel de déficit, que llegó a alcanzar el 11% del PIB en 2009.

El ministro ha explicado que la reducción del déficit público ha sido posible gracias a que el aumento del gasto (un 1,1 %, hasta los 477.332 millones) ha sido muy inferior al de los ingresos (un 4,6 %, hasta 441.099 millones).

Las cotizaciones sociales crecieron un 4,9 % y los ingresos tributarios, un 6,4 %, hasta los 198.101 millones de euros, después de que registraran avances los principales impuestos: IRPF (6,4 %), Impuesto sobre Sociedades (6,8 %), IVA (7,9 %) e Impuestos Especiales (2,2 %).  Montoro ha admitido que la recaudación se ha quedado en algo más de 2.800 millones por debajo de lo previsto en el Presupuesto debido, a que los ingresos por IRPF y Sociedades han sido inferiores a lo estimado, algo que se ha compensado parcialmente con la mayor recaudación de IVA.

Datos hasta febrero

Hacienda ha publicado, además, los primeros datos de la ejecución presupuestaria de lo que va de 2018.  El déficit de la Administración General del Estado se situó hasta febrero en 10.121 millones de euros, lo que supone una reducción del 9,8% respecto al mismo periodo del año anterior y representa el 0,83% del PIB.

Este resultado del déficit hasta febrero se debe a un aumento del 0,5% de los ingresos no financieros, hasta los 21.772 millones de euros, mientras que los gastos no financieros cayeron un 0,4%, hasta los 26.188 millones de euros.

Igualmente, el Ministerio de Empleo ha publicado los datos de la Seguridad Social, que hasta febrero registró un superávit de 2.553 millones (tras de haber cerrado 2017 con un déficit de 18.756 millones de euros, el equivalente al 1,61% del PIB).

Tras el récord de ingresos por cotizaciones logrado por la Seguridad Social en 2017, cuando se recaudaron 108.009 millones de euros, casi un 5,3% más que en 2016, el balance de los dos primeros meses de 2018 sitúa la recaudación neta de cotizaciones en 18.379,7 millones de euros, un 5,5% más que en igual periodo de 2017.

El saldo positivo registrado por la Seguridad Social hasta febrero es resultado de unos ingresos no financieros de 22.868,08 millones de euros, frente a unos gastos de 20.335 millones de euros.