Público
Público

Cospedal avala la teoría de la 'camarilla' policial de Cascos

La secretaria general del PP afirma que se han manipulado informes policiales en el 'caso Gürtel'

JESÚS MORENO

El Partido Popular se inclina definitivamente por la teoría de la conspiración policial para explicar sus implicaciones en el caso Gürtel.

Lo que en un primer momento pareció una salida de tono de Francisco Álvarez-Cascos, un ex ministro retirado de la primera línea de fuego, se eleva a postura oficial del partido al apoyar la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, su acusación de que una "camarilla policial" está "manipulando informes" para implicar al PP.

Una parte de la policía "está manipulando informes", dice Cospedal

Cospedal ha afirmado directamente que "algunos policías han pretendido manipular informes en el caso", en una entrevista a Herrera en la onda, programa de Onda Cero.

En su opinión, la acusación no es una afirmación gratuita del PP, sino que viene reflejada en el auto del juez instructor Antonio Pedreira. Así, afirma que se debe ayudar al "que se siente perseguido", en referencia al PP, e investigar lo que denuncia, a pesar de que el partido no ha puesto una demanda en este sentido.

Sin embargo, los conservadores no aportan prueba de sus acusaciones contra la Policía y contra "varios miembros del Ministerio del Interior". Cospedal lo justifica porque no "tienen los medios necesarios para investigar" y por tanto son los jueces los que tiene que hacerlo.

El PP se siente, por tanto, "víctima en el caso Gürtel". De Cospedal asegura que el PP no se ha beneficiado de la trama, sino que, por el contrario, "es el principal perjudicado".

En menos de 24 horas, la dirigente del PP se ha desmarcado de una entrevista que aparece en El Mundo, en la que pedía disculpas por la trama Gürtel

Al ser preguntada por esta cuestión, ha negado esa interpretación de sus palabras. "Si se lee lo que yo he dicho, es que pido perdón por si personas dentro o fuera del PP han escandalizado a la población, pero en el PP nos sentimos vilipendiados y manipulados", ha subrayado.

Durante toda su intervención, Cospedal se ha reafirmado en la teoría de la conspiración policial. "Vivimos en un Estado de derecho", ha dicho, y "no en un Estado en el que los informes policiales tengan que ser necesariamente verdad".

El PP sigue defendiendo la figura del ex tesorero del partido Luis Bárcenas. No cree Cospedal que deba abandonar el grupo del PP en el Senado por que haya dejado de ser militante. "Podría haber sido senador sin ser militante", ha informado.

En su opinión, el PP ya "ha hecho lo que había que hacer" con Bárcenas, porque "la imputación no es una condena".

El eurodiputado Jaime Mayor Oreja se ha sumado al enroque del PP, al asegurar hoy que era "totalmente posible" que la Policía pueda estar "fabricando pruebas" contra acusados de la trama Gürtel. Además, añadió que "si lo ha dicho Cascos sus razones tendrá".

Más noticias de Política y Sociedad