Público
Público

La célula terrorista desmantelada en Bélgica era dirigida desde Grecia

La Policía griega detiene a cuatro personas relacionadas con la operación que acabó con la muerte de dos yihadistas

Agentes de Policía belgas toman pruebas en el lugar donde fueron abatidos los dos supuestos terroristas. - REUTERS

PÚBLICO / EFE

BRUSELAS.- La célula terrorista desmantelada por la Policía belga esta semana a través de una operación lanzada en diversos puntos del país estaba coordinada desde Grecia, según informan hoy diversos medios locales.

Un antiguo combatiente que regresó de luchar junto a yihadistas en el conflicto sirio y que se instaló en Grecia es el responsable de dirigir las actividades de la célula terrorista que fue desmantelada el pasado jueves cuando ultimaba un ataque contra las fuerzas de seguridad belgas, añaden los medios.

Según informan la agencia Belga o el diario Le Soir, el hombre mantuvo contactos telefónicos con el hermano -en prisión- de uno de los dos supuestos terroristas que fallecieron en Verviers (este) tras intercambiar disparos con la policía en la operación antiterrorista hecha por las fuerzas de seguridad belgas.

Según el diario La Dernière Heure, se trata del bruselense de origen marroquí Abdelhamid Abaaoud, de 27 años, conocido como Abu Omar Sussi, que partió a luchar en las filas del grupo terrorista Estado Islámico en Siria y ahora reside en Grecia.

Según la cadena flamenca VTM, la Policía estaba al tanto de los contactos telefónicos entre un interno en la prisión de Lantin (este) y de un hombre que había regresado de combatir en Siria y se había establecido actualmente en Grecia. Además, el preso mantenía igualmente contactos regulares con su hermano, abatido en Verviers.

Este sábado, la Policía griega ha detenido a cuatro personas en relación con la célula. Entre los detenidos se encontraría Abaaoud, el supuesto cerebro de la misma. La escucha de las conversaciones telefónicas permitió a la Policía descubrir que la célula pretendía atentar en territorio belga, así como identificar a quien movía los hilos desde un punto de vista operacional y financiero.

Ayer, la Fiscalía informó de que ha presentado cargos contra cinco de los trece detenidos en la operación antiterrorista del jueves. De esas cinco personas, tres se han presentado ya ante un juez de instrucción y son sospechosas de haber participado en actividades de una organización terrorista.

Dos de los cinco acusados han quedado en libertad condicional. Sobre los otros tres sospechosos no se ha filtrado más información, pero según el portal informativo in.gr, una fuente de la policía señaló que no está claro que sean yihadistas.

Otras dos personas fueron detenidas en Francia cuando intentaban llegar a Italia. Según medios locales, formarían parte del grupo de presuntos terroristas que estaban en Verviers (unos 120 kilómetros al este de Bruselas) y que huyeron tras la intervención de las fuerzas de seguridad el jueves.