Público
Público

Turistas españoles atrapados en Marruecos a la espera para regresar a casa: "Hay una situación de desconcierto"

Los amigos David Boo e Iria Rodríguez estaban de vacaciones en Taghazout cuando se anunciaron las nuevas restricciones. Les cancelaron su vuelo y ahora esperan para saber cómo y cuándo volverán. Piden "respuestas fiables y serias".

Los turistas españoles David Boo e Iria Rodríguez están atrapados en Marruecos.
Los turistas españoles David Boo e Iria Rodríguez están atrapados en Marruecos. Cedida

Cuando el Gobierno de Marruecos anunció su decisión de cancelar todos los vuelos procedentes del extranjero para blindarse contra la nueva variante de la covid-19 ómicrom los españoles David Boo e Iria Rodríguez hacían turismo en el pueblo pesquero de Taghazout, en la costa atlántica del país. Ahora, al igual que otros cientos de españoles, están atrapados en Agadir y todavía no saben ni cuándo ni cómo podrán regresar a casa.

Boo y Rodríguez recibieron la noticia durante este lunes a través de familiares y amigos. Fue algo que en un principio no les alertó demasiado, puesto que lo que quedaba restringido eran las entradas y no las salidas. Pero cuando cayó la noche se cumplieron los peores presagios: un correo electrónico de la compañía aérea que habían contratado los dos amigos coruñeses había cancelado el vuelvo con el que pretendían regresar a España este viernes. "Ahí ya nos preocupamos un poquito", cuenta Boo por teléfono a Público.

Con las vacaciones truncadas por las restricciones pandémicas y viéndose obligados a cambiar sus planes, Boo y Rodríguez pusieron rumbo a Agadir para viajar en la mañana de este martes hacia Bolonia, y desde allí, a España. Con los billetes comprados y la tarjeta de embarque en la mano, el vuelo se canceló: "Nos están vendiendo vuelos que no existen", denuncia Boo. 

"Nos están vendiendo vuelos que no existen", denuncia Boo, que intentó salir de Agapir este martes

"Estamos esperando a que quién corresponda dé una respuesta un poco más estable y fiable de la situación, hay una situación de desconcierto", cuenta el joven. Por el momento, Iberia y la Embajada de España en Marruecos han pedido permiso a las autoridades marroquíes para fletar cinco vuelos que repatrien a las personas que quieran retornar a España. Se programarán los días 2, 4, 7 ,9 y 11 de diciembre y se operarán con aviones Airbus A320 con capacidad para entre 140 y 200 pasajeros, según recoge Efe.

Poco más de lo anunciado por Twitter por la compañía aérea y el organismo dependiente de Exteriores saben los afectados. Los teléfonos a los que se puede llamar para saber más sobre los vuelos están colapsados: "El proceso no está siendo muy rápido ni muy eficaz, no hay informaciones claras y estamos a la espera", explica Boo, que reclama "respuestas fiables y serias".

Los españoles empiezan a organizarse

Los turistas españoles David Boo e Iria Rodríguez están atrapados en Marruecos.
Los turistas españoles David Boo e Iria Rodríguez están atrapados en Marruecos. Cedida

Los españoles que coincidieron intentando salir del país en Agadir están organizados en un grupo de WhatsApp en el que hay unas 40 personas que ya piensan en cómo viajar hacia Casablanca, desde dónde previsiblemente despeguen los vuelos de Iberia. Entre las opciones que se barajan está la de alquilar y compartir coches, aunque esa no es la única opción para desplazarse hasta allí: también hay autobuses o vuelos.

Mientras, la pareja de amigos se hospeda en un apartamento de Agadir que han contratado para tres noches, por lo que pueda pasar. No quieren dar más pasos en falso y esperan a saber más sobre lo que pasará finalmente con los viajes que organiza la embajada. "Todo corre a nuestra cuenta y estamos dejando dinero a fondo perdido sin nada que sea efectivo y seguro", remarca Boo.

Ahora, la esperanza está en que la situación no se alargue mucho para los ciudadanos varados en Marruecos y puedan retomar pronto sus planes: "La vida se nos ha quedado parada aquí, parece muy idílico entre palmeras y con 23 grados pero no es así: hay cosas detrás que hay que gestionar".

Más noticias de Internacional