Público
Público

Carmena renuncia a la creación de un banco público y garantiza que Madrid pagará su deuda

La alcaldesa asegura en Twitter que está deseando contar "los frutos de nuestras primeras gestiones".

Foto que Manuela Carmena ha colgado en su cuenta de Twitter.

PÚBLICO / EUROPA PRESS

MADRID. -En plena ofensiva de la derecha, tanto la política como la mediática, contra algunos miembros de su equipo de Gobierno, la nueva alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena sigue trabajando en medio de la tormenta, y este martes ha escrito en la red social Twitter algo por lo que no la podrán criticar: "Estamos trabajando y deseando contaros frutos de nuestras primeras gestiones. El cambio lleva su tiempo"

Una de las medidas prioritarias según ha dicho la propia Carmena en una entrevista a Europa Press, es garantizar los suministros como luz, agua y gas a los madrileños que no puedan pagarlo. Eso sí, no será ya, y lo dejarán para la llegada del invierno. 

"Estudiaremos medidas de rentabilidad en el gasto y que de alguna manera signifiquen ahorros"

"Ahora nos hemos centrado en los aportes alimentarios para los niños y los desahucios. Lo que hemos hecho lo hemos preparado antes de entrar en el Ayuntamiento. Cuando nos hemos reunido con otras entidades les hemos dicho que no sabíamos si íbamos a tener el Ayuntamiento pero en la oposición siempre nos interesaría este proyecto. Ahora, que ya estamos en el Ayuntamiento, es el momento de hacerlo en la paridad que debe tener el Ayuntamiento con las instituciones de crédito, de las instituciones", ha afirmado Carmena.

Pero no será esa la única medida, según confiesa la nueva alcaldesa: "Insistí mucho en hablar de los grandes objetivos. Después habrá medidas que se llevarán a cabo o no porque lo importante es que se ajusten a los objetivos como igualdad, anticorrupción, transparencia".

Otro asunto importante es el de la deuda del Ayuntamiento. Carmena ya ha dicho, en contra de lo que están sugiriendo desde la derecha, que el Ayuntamiento seguirá pagando la deuda y los plazos de amortización obligados, pues "si se han podido pagar, se van a seguir pagando".

"Y después, habrá que ver si se puede llegar a acuerdos con las entidades acreedoras, de algún tipo de compensación, veremos a ver. Dependiendo un poco de la situación, se pueden buscar alternativas de quitas, lo iremos viendo, hay que hablar con los técnicos", añade en dicha entrevista.

Manuela Carmena apuesta por conseguir "rentabilizar mucho" los gastos del Ayuntamiento. "Hay cuestiones sorprendentes. Creo recordar que simplemente la conservación de la Nave de Boetticher, que lleva mucho tiempo vacía, cuesta muchísimo dinero y sin utilidad ninguna. Esas cosas hay que verlas". En ese sentido, la alcaldesa propone propone ver los alquileres que se pagan por los edificios en los que hay oficinas del ayuntamiento y ver posibilidades de rentabilizar mejor los propios, o que buena parte de los directivos municipales se cubran con funcionarios públicos, "de personas que ya tienen su retribución".

"Estamos inmersos en una política de austeridad, no solamente no vamos a aceptar el sueldo que nos corresponde sino estudiar medidas de rentabilidad y que de alguna manera signifique ahorros", dice la alladesa.

Dentro de ese plan de actuación, Carmena ha reconocido que no es necesaria la creación de un banco público municipal, una de las medidas del programa de Ahora Madrid que figuraba para reforzar la autonomía financiera municipal y "como herramienta de financiación de proyectos sociales y de empresas y cooperativas que fomenten la economía productiva".

"El programa de Ahora Madrid se fue construyendo poco a poco, se incluyeron muchas sugerencias y cuando asumí la candidatura dije desde un primer momento que lo entendía (el programa) como un conjunto de sugerencias pero que no todas se podían entender como presupuestos de implicación programática activa".

Carmena no encabezará la Marcha del Orgullo 

La alcaldesa de Madrid ha confirmado por otro lado que no encabezará la Marcha del Orgullo Gay, tal y como le han pedido algunas asociaciones, porque "no va con su carácter", pero que "hará todo lo posible para que sea fantástica".

Carmena ha señalado que el Ayuntamiento hará todo lo posible para que no moleste el ruido a los vecinos en este "día grande", que considera "muy emblemático de Madrid y es muy importante". 

"Nos gustaría muchísimo que tuviera una gran resonancia y que fuera una fiesta de Madrid, que nos identifiquemos como que forma parte de Madrid", ha dicho en esa misma entrevista con Europa Press.