Público
Público

Corrupción del Partido Popular El juez pide los supuestos mensajes que se mandaron Rajoy y Villarejo sobre el espionaje a Bárcenas

El magistrado Manuel García-Castellón ha solicitado que las compañías telefónicas proporcionen esos SMS, que datarían de  julio de 2013.

6/7/21 villarejo
El comisario jubilado Villarejo, al salir del juzgado. Europa Press

La Audiencia Nacional ha solicitado a las compañías telefónicas los supuestos mensajes de texto que, según el comisario jubilado José Manuel Villarejo, intercambiaron él y el expresidente del Gobierno, Mariano Rajoy, sobre el presunto espionaje al extesorero del Partido Popular, Luis Bárcenas en la 'Operación Kitchen'.

Manuel García-Castellón, el titular del Juzgado Central de Instrucción Número 6 ha indicado a la Unidad de Asuntos Internos de la Policía Nacional que contacte con las empresas telefónicas responsables de las líneas desde las que se habrían enviado y recibido esos mensajes para ver si realmente existió tal intercambio.

Sin embargo, es poco probable que las compañías puedan proporcionar esta información porque las empresas borran estos mensajes pasado cierto tiempo. Y los SMS requeridos serían de julio de 2013, cuando el titular ha situado las pesquisas de la "Operación Kitchen".

Villarejo asegura que contactó con Rajoy

El comisario jubilado ha afirmado en sucesivas ocasiones, por escrito, en el Congreso de los Diputados y en sede judicial, que le dieron dos números de teléfono móvil para que contactara con Mariano Rajoy, al que tenía que mantener informado sobre el operativo de espionaje a Luis Bárcenas, lo que hizo por SMS

Como prueba, el magistrado le pidió que le facilitara esos números de teléfono, supuestamente, de Rajoy. Pero el comisario jubilado solo pudo facilitar uno, alegando que el otro estaba apuntado en su agenda personal, que fueron incautadas, por lo que no lo recuerda.

"Tenía interés personal"

El policía jubilado explicó, en declaraciones a la prensa tras su comparecencia judicial del pasado 2 de julio, que "el señor presidente, el señor Rajoy, tenía interés personal en este tema", en la 'Kitchen', algo que le pareció "normal" porque "era una cuestión de Estado".

Este operativo se habría montado desde la cartera que en aquella época dirigía Jorge Fernández Díaz, con recursos policiales y fondos reservados, para espiar a Bárcenas y su entorno y sustraerles la documentación comprometedora sobre el PP y sus dirigentes que pudieran guardar a fin de que no cayera en manos de la Justicia.

El agente retirado aseguró a García-Castellón en dicha comparecencia que, además de Rajoy, la cúpula del Gobierno, del partido y la policial conocían la existencia de 'Kitchen'. Mencionó a Fernández Díaz y a los entonces secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez; director general de la Policía, Ignacio Cosidó; y director adjunto operativo (DAO), Eugenio Pino; así como a la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, y a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría.

Más noticias