Público
Público

EUSKADI Urkullu alarga el misterio en torno a la fecha de las elecciones autonómicas

El lehendakari evita dar cualquier dato concreto a Elkarrekin Podemos durante el pleno de este viernes. "Ni un solo día de la legislatura se puede considerar inhábil", afirmó.

Urkullu
El lehendakari Iñigo Urkullu realiza declaraciones a los medios a su llegada al pleno del pasado jueves en el Parlamento VAsco. EFE/ David Aguilar

Continúa la incertidumbre. El lehendakari Iñigo Urkullu ha evitado dar la más mínima pista sobre cuándo serán las elecciones autonómicas, a pesar de los rumores alimentados por su propio Ejecutivo en torno a una posible convocatoria de elecciones en abril. Tras una semana en la que han bailado distintas fechas, el mandatario vasco ha rehusado dar detalles de sus planes en el Parlamento Vasco.

"Son muchas las leyes que están en esta cámara en pleno trabajo. ¿Cuántas de estas leyes espera usted aprobar teniendo en cuenta los tiempos de trámite parlamentario? O mejor dicho, ¿cuántos meses le quedan a este parlamento para trabajarlas?", preguntó el parlamentario de Elkarrekin Podemos Lander Martínez en el tercer punto del pleno de control que se celebra este viernes.

"No controlo los tiempos del parlamento. Muchas gracias", fue la brevísima respuesta que le dio el lehendakari. "No, pero controla usted los tiempos de la disolución", le dijo entonces Martínez. "Solo usted sabe dentro de cuántos meses concluirá la legislatura. Todo parece indicar que está a punto de tirar la toalla. Nos parece un error. La legislatura debe continuar hasta el final", afirmó el portavoz de Elkarrekin Podemos, quien recordó que entre las "leyes importantes que Euskadi merece que sean aprobadas" figuran las de Igualdad y Juventud.

En su respuesta, Urkullu se negó a calificar como "pobre" el trabajo desarrollado durante esta legislatura, aunque admitió que "nunca" ha ocultado "las dificultades de un gobierno en minoría". En efecto, el PNV gobierna en Euskadi en coalición con el PSE, aunque lo hace sin alcanzar la mayoría de la Cámara.

Ante la atenta mirada de los medios, el lehendakari dijo que "ni un solo día de la legislatura se puede considerar inhábil" y anunció que el próximo martes el Consejo de Gobierno aprobará otros dos anteproyectos de ley. Sobre el posible adelanto electoral no dijo ni una sola palabra.

Una de las versiones ofrecidas desde su entorno apunta al 5 de abril como posible fecha del adelanto electoral –las elecciones deberían celebrarse, como tarde, en octubre–. Para ello, el lehendakari debería firmar la convocatoria antes del lunes 10, algo que ahora mismo parece improbable.

Urkullu quiere evitar a toda costa que las elecciones vascas se solapen con las catalanas, cuya fecha concreta también está en el aire. En ese escenario, de momento sólo abundan las dudas y especulaciones. De hecho, el propio lehendakari afirmó esta semana que "la horquilla está entre el 5 de abril y el 25 de octubre".

Negociación de transferencias

Hay otro dato sobre la mesa que puede inclinar la balanza en uno u otro sentido: actualmente, el Gobierno Vasco busca avanzar en un calendario de transferencias con el Ejecutivo de Pedro Sánchez. Esta semana hubo un primer encuentro entre la ministra de Política Territorial Carolina Darias y el portavoz del Gobierno autonómico, Josu Erkoreka. De allí salió el compromiso de dar pasos hacia el cumplimiento "íntegro" del Estatuto de Gernika. El próximo 20 de febrero habrá una nueva reunión en Bilbao.

Más noticias