Público
Público

Elecciones autonómicas Feijóo sigue los pasos de Urkullu y también adelanta las elecciones gallegas al 5 de abril

En un intento de desmarcarse de un posible adelanto electoral en Catalunya, el lehendakari vasco convoca los comicios para principios de abril, lo que arrastra al presidente gallego, quien también anuncia una cita con las urnas.

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo y el Lehendakari Iñigo Urkullu. / EFE
El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo y el Lehendakari Iñigo Urkullu. / EFE

pÚBLICO | agencias

Cumpliendo con la tradición de los últimos años, el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, ha esperado tan solo dos horas tras anunciar el lehendakari vasco, Iñigo Urkullu, que adelanta las elecciones vascas al 5 de abril para convocar él a su vez los comicios en Galicia. Las elecciones en las dos comunidades tenían que celebrarse en septiembre de este año. 

Las elecciones gallegas serán por tanto el 5 de abril, coincidiendo con las vascas. Feijóo ya había anunciado este mismo lunes que decidiría y comunicaría de inmediato un posible adelanto electoral en Galicia, comunidad que ha ido de la mano de Euskadi en las tres últimas convocatorias electorales. 

Urkullu ha adelantado las elecciones para desmarcarse del conflicto catalán y de la posibilidad de los comicios vascos pudieran coincidir con los catalanes. Las elecciones vascas provocan un arrastre en la política gallega: desde 2009, cada vez que en Euskadi se anuncian elecciones, en el PP gallego hacen lo mismo.

Los pronósticos se han cumplido. Tras reunir de forma extraordinaria a su Ejecutivo en Santiago de Compostela, el presidente de la Xunta ha comparecido a los medios de comunicación a las 18:30 horas de esta tarde para anunciar la convocatoria electoral. "Soy previsible. Esta noche firmaré el real decreto de disolución del Parlamento gallego", dijo.

El presidente gallego reconoció que este adelanto electoral se suma a los cuatro que se celebraron en 2019 —dos elecciones generales, las municipales y autonómicas y las europeas– y que él tiene en mente reducir al máximo el período electoral el número de citas electorales. Por eso, ha dicho, convoca las elecciones a la vez que las vascas.

Además, ha argumentado que con este anuncio evita "un período preelectoral de seis o siete meses y lo reducimos a tan solo 54 días". Ha añadido que con los Presupuestos aprobados y en vigor, con lo cual el Ejecutivo de la Xunta que surja de las urnas el 5 de abril "tendrá todas las herramientas para seguir trabajando".

"El clima electoral se ha instalado en Euskadi"

El lehendakari Iñigo Urkullu ha explicado que adelanta los comicios porque considera que el clima electoral "se ha instalado en Euskadi", lo que haría "muy difícil" aprobar los proyectos que se encuentran en tramitación en el Parlamento Vasco. 

Urkullu ha justificado esta decisión en "beneficio de la sociedad vasca", a la que así le ahorra una "campaña permanente de ocho meses" si hubiera mantenido la celebración de las elecciones en otoño. Aunque, ante las preguntas de los periodistas, el lehendakari ha reconocido que este adelanto electoral también se ha visto motivado por la "situación general en el Estado y cómo Catalunya podría afectar al Gobierno español y, de rebote", a las demás instituciones del Estado.

Sin embargo, ha insistido en que su decisión no ha influido la situación en Catalunya, donde se desconoce la fecha de las elecciones autonómicas. "No me puedo ver condicionado por algo que no sé", ha remarcado. 

Urkullu, que volverá a liderar la candidatura del PNV, busca alejar la cita electoral vasca de las elecciones catalanas, circunstancia que el partido pretende evitar a toda costa.