Público
Público

Coronavirus Melilla y la Comunitat Valenciana imponen el uso obligatorio de la mascarilla 

Su uso no será exigible para las personas que presenten algún tipo de enfermedad o dificultad respiratoria ni se aplicará en las zonas de playas y piscinas.

Dos personas protegidas con mascarilla pasean por la playa en València. /Europa Press
Dos personas protegidas con mascarilla pasean por la playa en València. /Europa Press/ Archivo

Agencias

El Gobierno de Melilla y la Conselleria de Sanidad Universal han anunciado este fin de semana la obligatoriedad del uso de mascarillas, tanto en espacios cerrados como al aire libre, en la ciudad autónoma y en la Comunitat Valenciana, respectivamente. 

Así lo ha aprobado el gobierno de CPM, PSOE y Cs este viernes en Melilla, confirmando que las personas de seis años en adelante quedan obligadas a su uso en la vía pública, en los espacios al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público o que se encuentre abierto al público, con independencia del mantenimiento de la distancia física interpersonal de seguridad.

Por su parte, Conselleria de Sanidad Universal ha anunciado la obligatoriedad del uso de mascarillas en València a partir de este sábado, aunque haya distancia interpersonal, tras cuadruplicarse esta semana el número de casos de coronavirus en la franja de edad entre los 20 y 40 años. La medida no se aplicará en playas y piscinas.

Excepciones de su uso en Melilla 

Según ha informado el consejero de Salud Pública, Mohamed Mohand (PSOE), el uso de la mascarilla "no será exigible para las personas que presenten algún tipo de enfermedad o dificultad respiratoria que pueda verse agravada por el uso de la mascarilla o que, por su situación de discapacidad o dependencia, no dispongan de autonomía para quitarse la mascarilla, o bien presenten alteraciones de conducta que hagan inviable su utilización".

Mohand ha indicado que tampoco será exigible en el caso de la práctica deportiva individual al aire libre, playas o piscinas, "ni en los supuestos de fuerza mayor o situación de necesidad o cuando, por la propia naturaleza de las actividades, el uso de la mascarilla resulte incompatible, con arreglo a las indicaciones de las autoridades sanitarias".

El incumplimiento del uso de la mascarilla podrá ser sancionado con 100 euros de multa

El consejero de Salud Pública ha indicado que se recomienda el uso de la mascarilla "en los espacios privados, tanto abiertos como cerrados, cuando existan reuniones o una posible confluencia de personas no convivientes, aun cuando pueda garantizarse la distancia de seguridad".

El política socialista ha señalado que la obligación de disponer y utilizar mascarilla "tiene carácter personal y es independiente de las obligaciones de prevención de riesgos laborales que, ordinariamente, puedan existir en el ámbito laboral". También, ha advertido que "el incumplimiento de las obligaciones previstas en esta Orden podrá ser sancionado", en concreto una sanción de 100 euros.

Mascarillas y distancia social en València

La consellera de Sanidad, Ana Barceló, ha explicado este sábado que actualmente hay 21 brotes de coronavirus activos en la Comunitat Valenciana y ha apuntado especialmente a la población joven y a fiestas y reuniones privadas con amigos y locales de ocio nocturno, una situación que ha obligado a tomar "medidas contundentes", ha señalado.

Por este motivo, la Generalitat establece a partir de este sábado el uso obligatorio de las mascarillas independientemente de que además se guarde la distancia interpersonal de seguridad de metro y medio, en espacios al aire libre, espacios cerrados de uso público o abiertos al público. Asimismo, ha recalcado que su uso "se recomienda también" en espacios privados, abiertos o cerrados.

"El hecho de sentarnos en una terraza no quiere decir que debamos desprotegernos", ha subrayado la consellera de Sanidad

La obligatoriedad no afectará a playas, piscinas o espacios de naturaleza, como tampoco se exigirá a personas con enfermedades o problemas respiratorios que puedan agravarse con el uso de mascarillas, así como en otros casos de dependencia o discapacidad. La obligación del uso de las mascarillas, ha recalcado Barceló, "se refiere a las higiénicas y quirúrgicas" e incide en su "uso adecuado, desde el tabique nasal hasta barbilla incluida".

También ha insistido en el uso de mascarillas en terrazas y restauración cuando no se esté consumiendo. "El hecho de sentarnos en una mesa en una terraza no quiere decir que debamos desprotegernos", ha subrayado.

Más noticias de Política y Sociedad