Público
Público

Pleno del Parlamento Vasco Inician una huelga de hambre indefinida contra los recortes del Gobierno Vasco

Ocho personas tomarán parte en esta acción, convocada por un amplio número de organizaciones sociales de Bizkaia. La protesta coincide con el acuerdo alcanzado entre PNV y PP para aprobar los Presupuestos de Euskadi, catalogados como “insolidarios e insuficientes” por los convocantes.

Publicidad
Media: 4.63
Votos: 8

El lehendakari, Iñigo Urkullu, saluda al presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, al inicio del pleno de este jueves en el Parlamento. EFE/José Ramón Gómez

Isabel García lleva muchas peleas en la espalda. Desde este viernes, también las tendrá en su estómago: junto a otras siete personas, esta activista social emprenderá una huelga de hambre para tratar de frenar los recortes del Gobierno Vasco en materia social. Dicen que lo harán de manera indefinida. Su objetivo: conseguir que el ejecutivo encabezado por Iñigo Urkullu –compuesto por PNV y PSE- guarde sus tijeras, afiladas también por sus nuevos compañeros de viaje: el PP vasco, partido que facilitará la aprobación de unos Presupuestos que despiertan serias críticas por parte de sindicatos, organismos sociales y partidos de la oposición.

“No tragamos”, es el lema elegido por los colectivos sociales de Bizkaia que participarán en esta protesta. El epicentro estará en la Plaza de las Mujeres 25N de Bilbao, situada junto al Puente de la Naja y muy próxima a la zona del Arenal, uno de los puntos más transitados de la ciudad. Allí se instalarán los ocho militantes sociales que tomarán parte en esta acción, cuya presentación formal tendrá lugar este viernes a la mañana.

Esta carpa se convertirá también en un punto de reuniones, charlas y otras actividades, todas ellas dirigidas a dar a conocer la otra cara del “oasis vasco”: en Euskadi, señalan sus promotores, “también se recorta”. “De hecho, nos gustaría recordarle al Gobierno Vasco los datos de la última encuesta sobre pobreza que hemos conocido, y que señala especialmente hacia los hogares de mujeres monomarentales y de personas con empleos precarios”, señala García, quien destaca que ambos colectivos “están sufriendo la mayoría de los recortes”.

La Euskadi pobre

Un reciente informe de la organización Save the Children apunta que la pobreza se ha cebado especialmente con los más pequeños. Según ese estudio, existe un 9% de niñas y niños en situación de pobreza, una situación que se acentúa en las viviendas monomarentales o de familias de origen extranjero. Del mismo modo, el 20% de la población más rica dispone de una renta 4,2 veces superior a la del 20% más pobre.

“Estos presupuestos son insuficientes e insolidarios con las personas que se encuentran en peor situación”, recalca García

En ese contexto, el Gobierno Vasco ha rechazado trasladar el 8% de incremento del Salario Mínimo Interprofesional a la RGI –algo estipulado por ley-, tal como demandaban sindicatos y organismos sociales. De hecho, esa posición del gabinete de Urkullu –entre otros motivos- impidió que EH Bildu y Elkarrekin Podemos alcanzaran algún tipo de acuerdo con el PNV en materia de Presupuestos. Finalmente, los nacionalistas se decantaron por el PP.

“Como si esto fuera poco, durante los últimos cinco años ha habido un recorte de un 7% de las cuantías a percibir por las familias solicitantes de las prestaciones sociales gestionadas por Lanbide (Servicio Vasco de Empleo)”, subrayan las organizaciones sociales que respaldan la huelga de hambre.

“En resumen, estos presupuestos son insuficientes e insolidarios con las personas que se encuentran en peor situación”, sintetiza García. A pocas horas de iniciar su protesta, esta mujer aseguró a Público que la huelga de hambre “será una lucha más”. “Sabemos que esto no va a acabar aquí”, comentó. Así lo confirma el calendario del Gobierno Vasco, que espera aprobar sus presupuestos el próximo 11 de abril. Ese día, Isabel y sus compañeros llevarán varias jornadas sin consumir ningún tipo de alimento. “No tragamos”, subrayó.

Más noticias en Política y Sociedad