Público
Público

El PP frena su crecimiento, empata con un PSOE a la baja y no logra recuperar el voto fugado a Vox

El PSOE sigue liderando las encuestas y, según el último estudio de 'Key Data', obtendría alrededor de 105 escaños; los de Feijóo se quedarían en 103 escaños y la ultraderecha obtendría 69. Unidas Podemos sigue sin poder remontar y se quedaría en 27 escaños.

Key Data
Estimación de escaños del último estudio de 'Key Data' para 'Público'. KEY DATA

El efecto Feijóo, que devolvió al PP a la lucha demoscópica directa con el PSOE, parece haberse desinflado casi dos meses después de la llegada del expresidente de Galicia a la dirección nacional de su partido. La subida de los conservadores en las encuestas había sido explosiva durante el mes de abril, pero ahora se ha ralentizado.

Según el último estudio de Key Data para Público, se sigue dando la situación de empate técnico entre el PSOE y el PP. Los socialistas notan en las encuestas el desgaste de estar en el Gobierno pero, aunque se mantienen a la baja (si se tiene en cuenta su horquilla general desde el comienzo de la legislatura), resisten.

Los de Pedro Sánchez obtienen en este estudio una intención de voto del 26%, lo que les valdría alrededor de 105 escaños. En su horquilla, durante varios meses del pasado año, llegaron a estar alrededor del 28% en intención de voto, el mismo porcentaje de sufragios que en las elecciones de diciembre de 2019 les valió 120 escaños.

En el caso del PP, la llegada de Alberto Núñez Feijóo a la Presidencia de la formación política provocó el pasado mes un crecimiento notable que en el estudio de mayo se estanca. Los conservadores obtienen una intención de voto del 25,6%, lo que les valdría alrededor de 103 escaños (una cifra que está bastante por encima del resultado electoral de Pablo Casado en 2019, cuando logró un 20,8% de los votos y 89 asientos en el Congreso de los Diputados).

Key Data
Proyección de votos y escaños del último estudio de 'Key Data' para 'Público'. Key Data

Aunque el cambio en la dirección del PP ha dado como resultado una subida muy importante, no es la mayor que ha experimentado la organización en las encuestas desde el comienzo de esta legislatura. El mayor crecimiento se dio con Pablo Casado en el verano del pasado año, después de que Isabel Díaz Ayuso ganara las elecciones y se convirtiera en la presidenta de la Comunidad de Madrid.

Entonces, el PP logró superar al PSOE en los estudios demoscópicos durante la mayor parte de 2021 (entre mayo y diciembre) y tocó su techo entre agosto y septiembre al alcanzar una intención de voto de casi el 29%. En esa subida, los conservadores lastraron el crecimiento de Vox y a finales del verano la ultraderecha apenas obtenía un 15% en estimación de voto (los mismos resultados que en las elecciones generales de 2019).

Aunque el crecimiento tras la llegada de Feijóo en abril es importante, en mayo se ralentiza y el PP se estanca ante un Vox que vuelve a crecer. La ultraderecha obtiene una estimación de voto del 19,2%, lo que les valdría alrededor de 69 escaños. 

Paz Álvarez, directora técnica de Key Data, explica que "la llegada de Feijóo, cerrando la crisis del PP, permitió al Partido Popular recuperar sus posiciones del verano pasado y disputarle al Partido Socialista el liderazgo en intención de voto. Sin embargo, esa rápida subida que se observa inmediatamente después del congreso del PP, se frena".

"Los primeros mensajes del líder popular no calan entre los electores que dudan entre el Partido Popular y Vox", añade Álvarez. A su juicio, "probablemente la relación con Vox y el posicionamiento en asuntos como la organización territorial del Estado, la migración, el feminismo... sigue siendo un punto crítico en el posicionamiento de Feijóo y en el futuro del PP, igual que lo fue para Casado y su equipo, cuestiones ideológicas que situarán al PP en competencia directa con Vox o en condiciones de captar los votos del centro".

Unidas Podemos sigue en una tendencia negativa y baja en intención de voto de manera muy gradual en las encuestas. En este estudio, el espacio confederal obtiene una estimación de voto del 11%, lo que le valdría alrededor de 27 escaños en el Congreso (ocho menos de los que tiene en la actualidad).

"El Partido Socialista mantiene su posición de liderazgo, aunque debilitado por el ejercicio del gobierno en circunstancias muy difíciles. Ocurre lo mismo con su socio de gobierno, Unidas Podemos, que a la espera de propuestas como la que anuncia Yolanda Díaz, no parece invertir la tendencia a la baja por la que, suave pero constante, se desliza desde hace meses", explica la directora técnica de Key Data.

Por bloques, la derecha de PP, Vox y Ciudadanos (que no pasa de aguantar un solo escaño por Madrid) estaría por encima de los 172 escaños, por lo que podrían tener a su alcance una mayoría absoluta con partidos minoritarios como Navarra Suma. El Gobierno de coalición actual junto a los socios de la investidura estarían alrededor de los 160 escaños.

Más noticias