Público
Público

Villarejo involucra a Rajoy en la operación 'Kitchen', pero evita implicar a Cospedal y a su marido

El comisario jubilado dice que le contrataron para hacerse con papeles "comprometedores" para el PP y afirma que le daba información del operativo al entonces presidente del Gobierno a través de un teléfono que le facilitaron. 

El comisario jubilado José Manuel Villarejo, a su llegada para comparecer ante la comisión parlamentaria Kitchen, que trata de aclarar el presunto uso de fondos reservados para una operación parapolicial de espionaje a Luis Bárcenas, en el Congreso de los
El comisario jubilado José Manuel Villarejo, a su llegada para comparecer ante la comisión parlamentaria Kitchen, que trata de aclarar el presunto uso de fondos reservados para una operación parapolicial de espionaje a Luis Bárcenas, en el Congreso de los Diputados. J.J. Guillén / EFE

El comisario jubilado José Manuel Villarejo no ha guardado silencio, como han hecho otros comparecientes que la han precedido en la comisión parlamentaria sobre la operación de espionaje ilegal financiada con fondos públicos para arrebatar pruebas contrarias al PP, conocida como 'Kitchen'. Otra cosa es que haya dicho toda la verdad. "Voy a desenmascarar a todos", clamó Villarejo, a modo de amenaza o de promesa, el pasado 4 de marzo, cuando abandonó la prisión de Estremera, después de tres años y medio de prisión preventiva. Y este jueves ha apuntado alto, señalando a Mariano Rajoy, como conocedor directo de la operación 'Kitchen'. 

Villarejo ha involucrado de lleno al expresidente del Gobierno Mariano Rajoy en esta operación policial desarrollada entre 2013 y 2015, que acabó con el robo por parte de un operativo policial de documentación sensible para el PP guardada por el extesorero del PP, Luis Bárcenas. Ha explicado que tenía dos interlocutores en esta operación: "Mauricio Casals [presidente del diario La Razón y miembro del consejo de administración de Atresmedia] y María Dolores de Cospedal [exministra de Defensa] mediaban con el presidente hasta que al final yo tuve contacto personal con el señor Rajoy por 'Kitchen'", ha dicho. 

"Informaba directamente a Rajoy sobre 'Kitchen'", ha incidido Villarejo, que había solicitado declarar a puerta cerrada, aunque finalmente la presidencia de la comisión no se lo ha permitido. "Me decía Cospedal: "Es que el presidente quiere que le des tu versión"", ha explicado para acabar afirmando que despachaba directamente con Rajoy por este tema, "a través de mensajes con un teléfono que me habían facilitado", ha dicho, pero no ha aclarado quién se lo facilitó. 

Ha explicado en la comisión que "Rajoy tenía interés, además de por lo que afectaba al partido, por una cuestión de Estado porque según parecía había informaciones delicadas de cuentas en el extranjero que podían vincular a altas instituciones del Estado". Ha dado hasta detalles del número de teléfono con el que se comunicaba con Rajoy: "En base a eso, el señor Rajoy contactaba conmigo. Había un teléfono de contacto, el 650 que termina en uno cero, donde por mensajes me preguntaba cosas". Entre esas cosas, ha mencionado que Rajoy le preguntaba sobre Bárcenas: "¿Es cierto que este hombre dice que puede tenerlo en tal sitio?"

Villarejo ha declarado que para esta operación, en la que participó como agente de inteligencia, según ha dicho, le contactó Ignacio Cosidó, ex director general de la Policía. "Me dijo que era un tema muy importante, que el propio presidente tenía interés y que tenía que hablar con Eugenio Pino [ex Director Adjunto Operativo de la Policía] para que me contara los detalles". También ha indicado que para esta operación despachaba habitualmente con el entonces secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez. "Y puntualmente con el ministro Fernández Díaz". 

Ha reconocido que conoce desde hace mucho tiempo a María Dolores de Cospedal y a su marido, el empresario Ignacio López del Hierro, pero a éste último lo ha dejado fuera de 'Kitchen', al no reconocer que fue la persona que le presentó al comisario Gómez Gordo, quien, a su vez, le presentó al chófer Sergio Ríos. Ha negado que Cospedal le contratara para el borrado de los discos duros de Bárcenas ni para algún otro encargo. 

Ha señalado que el exjefe de Asuntos Internos de la Policía, Marcelino Martín-Blas, fue el primero que le habló de esta operación: "Me dio dinero de 'la María', quiero decir, de la caja fuerte de los fondos reservados". Pero Martín-Blas lo desmiente: "Jamás Villarejo fue a Asuntos Internos siendo yo el jefe; por lo tanto, miente cuando dice que yo abría 'la María' y le daba dinero", dice el exjefe de Asuntos Internos de la Policía a Público. 

Le ha faltado concreción al comisario jubilado en esta cita en el Congreso de los Diputados. Ante el reproche del diputado de EH Bildu Jon Iñarritu sobre la falta de pruebas para sustentar todo lo que ha afirmado en la comisión, Villarejo ha clamado: "Qué pruebas voy a traer si me han secuestrado todo, mis agendas, todo..." Las notas informativas que Villarejo dice haber elaborado sobre muchas operaciones "se han declarado secretas", ha dicho, y en eso se ha basado para negarse a contestar a un puñado de preguntas, por ejemplo, sobre la Casa Real y las relaciones de Corinna Larsen con el rey emérito, al que ha defendido a ultranza. 

En relación a su participación en la operación 'Kitchen', Villarejo ha dicho que: "Me contrataron en plan privado. Mi misión era la captación humana, como se dice en Inteligencia, tras haber fracasado el plan para captar al chófer". Se refiere a Sergio Ríos, que compareció la semana pasada en esta comisión, y que fue el espía de la familia Bárcenas, gracias al cual se pudieron localizar la documentación que el extesorero del PP guardaba en el estudio de su esposa. "Yo no participé en la extracción de la documentación", ha puntualizado. 

CNI, Gürtel y Cataluña

Ha mencionado en su comparecencia a la ex vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, como conocedora de la operación 'Kitchen', a través de la supuesta participación en la misma del Centro Nacional de Inteligencia, dependiente en aquella época del Ministerio de la Presidencia: "El CNI participó en 'Kitchen' y lo conocía la vicepresidenta", ha dicho Villarejo, que siempre involucra a los servicios secretos en las operaciones en las que él supuestamente ha participado. 

No solo se ha hablado este jueves en el Congreso de la operación 'Kitchen'; también ha salido a relucir la trama 'Gürtel', a través del turno de intervención del diputado Luis Santamaría del PP, que se ha centrado en esta trama que salpica a su partido. Villarejo ha dicho al respecto: "Estoy deseando poder hablar en el juicio [segunda época de esta trama corrupta] para explicar cómo se organizó esta operación, diseñada políticamente". 

También se ha hablado en la comisión este jueves de la operación 'Cataluña', sobre el descrédito fabricado contra líderes independentistas, y Villarejo ha asegurado que costeó parte de la operación, ya que adelantó dinero para colaboradores y viajes que nunca le devolvieron. Ha defendido esa operación porque "había que determinar el embrión de la estructura que promovía la separación de España, algo que suponía "un ataque a la unidad nacional". 

El diputado de ERC Gabriel Rufián ha preguntado al comisario Villarejo sobre los 48 inmuebles que tiene en la localidad malagueña de Estepona, tras desencadenarse la Operación Astapa, que tuvo como testigo al socio del comisario, también detenido en 'Tándem', Juan Carlos Escribano. Tras la detención del alcalde socialista Antonio Barrientos, Villarejo logró que el administrador de una de sus empresas --Diego de Lucas-- fuera nombrado gerente de Urbanismo de Estepona. El exalcalde Barrientos asegura a Público que "no tolero amenazas de nadie y menos de individuos de esta calaña. Es un hecho que Villarejo se quedó con el urbanismo de Estepona, a través de Diego de Lucas, y que su socio Juan Carlos Escribano consiguió las licencias que antes no tenía".

Villarejo está acusado de organización criminal, cohecho y blanqueo de capitales en la macrocausa 'Tándem', dividida en 30 piezas de investigación en la Audiencia Nacional. "He estado enjaulado casi cuatro años, hasta los encuentros íntimos con mi esposa han sido grabados. Qué abyecto. Así he sobrevivido y aquí estoy", ha dicho.

Más noticias